Lema acepta varias sugerencias de los placeros para elaborar la nueva ordenanza de mercados

El Ideal Gallego-2016-01-22-007-65aa325b
|

El Ayuntamiento y los placeros llegaron ayer a un consenso en el articulado de la que será la futura ordenanza de mercados. Los vendedores acudieron al encuentro con el concejal de Empleo y Economía Social, Alberto Lema, con ciertas reservas pero, tras debatir las propuestas hechas por siete de las diez agrupaciones de la ciudad en diciembre, el edil confirmó que se integrarán en el texto “boa parte” de las mismas.
Después de la reunión el representante municipal destacó que se incluyeron “na súa grande parte”. Lema agradeció incluso las aportaciones realizadas por los principales interesados y se felicitó por estar trabajando en una normativa “de consenso”. 
Comentó, así, que los concesionarios podrán tener hasta dos puestos, y no uno como en la actualidad. Además, las concesiones pasarán de “vinte a trinta anos”. 

sin punto conflictivo
También los presidentes de las siete asociaciones más activas de la ciudad salieron contentos y ahora tratarán de explicar los distintos puntos en asambleas en los propios mercados. 
Uno de los grandes caballos de batalla en las conversaciones con el Ayuntamiento estaba siendo conseguir que no se hicieran distinciones injustas entre vendedores ambulantes y concesionarios. “La nueva ordenanza contempla beneficios para los ambulantes a pesar de que han tenido condiciones muy ventajosas fiscalmente y puestos más baratos que los concesionarios”, incidió la presidenta de la Asociación de Vendedores del Mercado de San Agustín, Ángela Barrán, a preguntas de este diario antes de la sesión de trabajo. 
Según planteaba el texto propuesto, a los primeros se les daría una concesión cuando vencieran los contratos mientras que los propietarios de esos títulos no tendrían ocasión de subrogación. “Eso es un trato discriminatorio; tenemos derechos adquiridos”, concretó Barrán.
Más tarde confirmó que tal idea fue eliminada del borrador. “Cuando acaben las concesiones el Ayuntamiento tendrá dos años para sacarlas a concurso pero mientras podremos seguir explotando el negocio y, si pasa el plazo, reclamar los puestos”, indicó. 
Aunque todavía falta escuchar a sus compañeros y a la oposición y quedan algunos flecos pendientes, Barrán reconoció:  “Nunca antes se había tenido en cuenta nuestra aportación”.

Lema acepta varias sugerencias de los placeros para elaborar la nueva ordenanza de mercados