La muerte de una mujer en Valencia puede guardar relación con el caso Marta Calvo

|

Agentes del Grupo de Homicidios de la Policía Nacional están revisando la muerte en junio de otra mujer en València, que ejercía la prostitución en una vivienda del barrio de Russafa, por si guarda relación con el detenido por la desaparición de la joven Marta Calvo, desaparecida el 7 de noviembre.

La Policía Nacional ha detectado que una mujer que ejercía la prostitución en un piso de València falleció en una aparente muerte accidental tras mantener relaciones sexuales con consumo de cocaína incluido. De acuerdo con esta información, se trata de una joven colombiana de 26 años que murió tras mantener relaciones sexuales con un cliente que no fue localizado y que se fue de la casa sin ser visto. Las compañeras de la víctima la encontraron muerta a media mañana.

En este caso estaba abierta la investigación pero no se había podido identificar al cliente que pasó las últimas horas con esta mujer, por lo que ahora se está valorando si pudiera tener alguna vinculación con el detenido.

Sí se ha relacionado a Jorge Ignacio P.J con otro caso, el de una mujer que también ejercía la prostitución en una casa de citas de l'Eixample y que falleció en abril, días después de permanecer ingresada en coma inducido en un hospital de València. La joven fue hallada por sus compañeras convulsionando tras haber mantenido relaciones con un cliente que salió precipitadamente de la vivienda.

Los hechos sucedieron el 25 de marzo. Ese día se recibió un aviso en la Policía porque una mujer estaba sufriendo convulsiones y el cliente que había estado con ella había salido corriendo de la vivienda. Hasta el lugar se desplazaron Policía Nacional, Policía Local y efectivos sanitarios que trasladaron a la mujer al hospital donde quedó ingresada en coma inducido hasta que falleció el 3 de abril. Las compañeras de la fallecida habían facilitado las características físicas del hombre que estuvo con la víctima y que había sido su único cliente.

La Policía acabó teniendo conocimiento, por una vía indirecta, de que esta persona podía ser Jorge Ignacio P.J. Sin embargo, en el momento de conocer su identidad, se disponía ya del informe de la autopsia que revelaba que la fallecida murió como consecuencia de un ataque epiléptico con consumo de sustancias estupefacientes, por lo que el hombre no llegó a ser ni interrogado ni investigado.

No obstante, ahora, a raíz de la desaparición de Marta Calvo, se han reabierto las pesquisas sobre esta muerte y, según fuentes de la investigación, también que se están revisando casos que presenten las mismas circunstancias que estos --prácticas sexuales en las que se usen sustancias estupefacientes-- por si tuvieran alguna relación con el detenido.

La muerte de una mujer en Valencia puede guardar relación con el caso Marta Calvo