La “brújula” que guía a la conselleira do Mar para “tomar decisiones” es la Biología

El Ideal Gallego-2014-09-03-011-37caf2d6
|

Medio ambiente, sostenibilidad, economía y biología. Fueron las palabras que más se repitieron en la inauguración del seminario “Pesca marítima y biología. Biología y pesca marítima”. Una cita para enfatizar la importancia de la investigación y el conocimiento científico para un sector de gran calado en la sociedad gallega, en general, y en particular, en la coruñesa.
 La conselleira do Mar, Rosa Quintana, incluso aseguró que su “brújula” para “tomar decisiones” es la Biología. Una introducción para recalcar, a continuación, “la importancia de la transferencia del conocimiento entre administración pública, sector pesquero y comunidad científica”.
La pesca tiene que ser “sostenible” en cuanto a “stocks, en lo económicos y en lo social”, apuntaba ayer Severino Ares, presidente de la Fundación do Rendemento Económico Mínimo sostible e Social (Fremss). Para recordar los 83 millones de euros que mueve el sector y los 15.000 puestos de trabajo que aporta, entre directos e indirectos.

Un aniversario 
Hace un siglo se constituía el Instituto Español de Oceanografía, en una clara apuesta por el conocimiento y la “evaluación anual internacional de las especies objeto de explotación pesquera”, indican desde el Fremss. En el marco de esta celebración, A Coruña es, cien años después, el epicentro de ese conocimiento científico.
Las conferencias comenzaron ayer de la mano del investigador del Centro Oceanográfico de Cádiz, Marcos Llope. La clausura, será dentro de cinco días con el impulsor de este seminario, Álvaro Fernández, que durante años fue asesor científico, y quien en la inauguración de ayer exponía que las políticas de pesca cada vez están más orientadas a “mejorar el estado del recurso”, motivo por el que “no suelen gustar las reglamentaciones” en el ámbito pesquero. 
Por medias, llegarán expertos de diferentes centros e institutos relacionados con la investigación en materia de pesca desde Barcelona, País Vasco o Vigo. 

La “brújula” que guía a la conselleira do Mar para “tomar decisiones” es la Biología