La defensa del presunto parricida de Oza pide su ingreso en un psiquiátrico

El Ideal Gallego-2018-10-04-009-3aa14a45
|

El abogado defensor del acusado de matar, el 7 de mayo de 2017, a su hijo y abandonar su cuerpo en un monte de Rodeiro (Oza-Cesuras), pidió ayer, en sus alegatos finales ante el jurado, el internamiento de su cliente, Marcos M., en un psiquiátrico, sea o no considerado un “enfermo mental”, como sí lo es para él.
Así lo expuso en la séptima  y última sesión del juicio, que acogió desde la semana pasada la Sección Primera de la Audiencia Provincial, antes de que el jurado comience a deliberar hoy. El letrado justificó su petición de libre absolución por la inexistencia de pruebas concluyentes sobre la autoría del crimen –alega que no hay imágenes ni testigos que lo corroboren–, aunque reconoció que todo parece indicar que su cliente cometió el asesinato, por lo que pidió se aplique la eximente completa dados los problemas psíquicos que padece.
“El niño estaba nervioso ese día, no estaba normal, y la enfermiza mente de mi cliente imaginó lo que no era. No sabe lo que hizo y desde el inicio se mostró colaborador, el hallazgo del cuerpo hubiera sido imposible sin su ayuda. Eso supone una disminución del daño”, indicó el abogado de Marcos M., para el que Fiscalía, acusación particular y popular y la Xunta piden prisión permanente revisable por un delito de asesinato en concurso con otro de lesiones psíquicas y las agravantes de parentesco y de género.
Por su parte, la representante del Ministerio Público dijo que el detenido “planificó” la acción y no padece un trastorno psicótico. “Su objetivo era conseguir el mayor daño posible y no le importó tener que matar a su propio hijo”, sostuvo. “Una auténtica ratonera”, describió, a su vez, la abogada de la acusación particular, para quien el procesado tramó y ejecutó el asesinato “para matar en vida a su madre”.
La letrada de la Xunta y la de la asociación Clara Campoamor añadieron que “lo hizo con plena conciencia y alevosía, sabiendo que el niño no se podía defender”. El veredicto se emitirá, previsiblemente, a lo largo de esta jornada. l

La defensa del presunto parricida de Oza pide su ingreso en un psiquiátrico