La valedora do Pobo llama la atención sobre la alarmante crisis de los refugiados

La valedora do Pobo, Milagros Otero, aseguró que la situación de los refugiados que huyen de la guerra “preocupa especialmente” a esta institución, pues sostuvo que es un tema de “suma importancia” en lo que respecta a los “derechos humanos” y a la “dignidad” de las personas.
Otero subrayó que la situación de los refugiados “está siendo ya motivo” de atención prioritaria para el Valedor do Pobo. 
De hecho, precisó que “hace poco” recibió una nota de los defensores de toda España, tanto el estatal como los autonómicos, que se “preocupan especialmente”. A este respecto, quieren emitir un comunicado con “carácter general” en donde poder dar su opinión acerca de este asunto de “suma importancia”.
Preguntada por si las administraciones en Galicia solicitan al Valedor do Pobo algún tipo de asesoramiento con respecto a este tema, Otero explicó que esta institución puede actuar “a instancia de oficio o por queja de parte”. “Entonces, desde ese punto de vista, claro que nosotros podemos actuar ante un problema que se plantee en la sociedad y que entendamos que tenemos algún tipo de sugerencia que hacer”, indicó.
Con todo, aseguró que, en el tiempo que lleva como valedora, no ha tenido “ningún problema especial” en la relación con la Administración gallega. Cuestionada a este respecto por si teme casos de incumplimiento por parte de las administraciones, ha asegurado que “llamará la atención de quien tenga que llamar” y “en el momento que sea”.
Por otro lado, al menos 13 refugiados sirios –entre ellos seis menores– murieron ayer y otros 13 se encontraban desaparecidos al hundirse el bote neumático en el que viajaban tras colisionar en aguas del Egeo con un barco de pasajeros turco.
Los refugiados partieron de la localidad turca de Ayvacik en dirección a la isla griega de Lesbos cuando un ferry turco chocó con la lancha, en la que viajaban 46 personas. Los servicios de rescate turcos, apoyados por un helicóptero de la agencia europea Frontex, rescataron a 20 personas con vida y recuperaron 13 cadáveres, mientras que otras 13 personas seguían desaparecidas.
Mientras, la Guardia Costera griega informó ayer del hallazgo del cuerpo sin vida de una niña de seis años en aguas de la isla de Lesbos. Se desconoce si la niña murió el sábado o ayer.
El martes, 22 personas murieron y otras 200 fueron rescatadas intentando llegar a Cos, mientras que el día 13 un total de 34 refugiados, en su mayoría bebés y niños, murieron ahogados cuando su embarcación se hundió frente a la isla de Farmakonisi.

La valedora do Pobo llama la atención sobre la alarmante crisis de los refugiados

Te puede interesar