Más de seis mil “indignados” llevaron a María Pita sus críticas contra Europa

|

El Ideal Gallego-2011-06-20-005-a9b2eace

  r. l. > a coruña

  Más de 6.000 personas secundaron ayer la manifestación convocada por Democracia Real Ya en la ciudad para protestar contra  el Pacto del Euro previsto por Europa. Al grito de “O pobo unido xamáis será vencido” y “Puig Dimisión”, los “indigandos” cortaron el tráfico ayer por la tarde desde la plaza de Orense hasta María Pita, en una protesta que transcurrió sin incidencias.
La convocatoria estaba prevista para las siete de la tarde. A esa hora unos 1.500 seguidores del movimiento 15-M esperaban el inicio de la protesta, que a esa hora ya se dejaba sentir en el tráfico muy intenso en Federico Tapia como consecuencia del cierre temporal a la circulación de la avenida de Linares Rivas.
Entre pitidos y un llamamiento para que se sumasen a la marcha las personas que estaban pasando la tarde en los jardines de Méndez  Núñez, la protesta arrancó pasadas las siete y cuarto de la encabezada por una pancarta en la que se podía leer “Non ao Pacto do Euro. Europa para os cidadáns e non para os mercados”.
Conforme iba avanzando la marcha cada vez se unía más gente al movimiento. Mientras, los “indignados” expresaban su malestar por el desalojo en la plaza de Cataluña, en Barcelona, y pedían la dimisión del consejero autonómico de Interior, Felip Puig.

Acampada > Los manifestantes, con una marcha más lenta de la habitual, querían dejar claro su descontento con la clase política. “Que non nos representan” era otra de las consignas que se podía escuchar entre los seis mil “indignados”, entre los que había mucha gentes de fuera de la ciudad, como un grupo de Cambre que decidió sumarse a la protesta convocada por Democracia Real Ya con su propia pancarta.
La marcha realizó su primera parada en el Obelisco. “¡Es nuestra casa!” se podía escuchar entre los presentes. Con el fin de recordar el origen del 15-M, los manifestantes atravesaron el carril por el que circulaban y ocuparon los dos sentidos de circulación en Los Cantones para hacer una sentada de cinco minutos en honor al movimiento.
Tras este pequeño parón, los “indignados” continuaron con su manifestación por La Marina. A la altura del teatro Colón, los seguidores del 15-M se encontraron con los tres primeros agentes de la Policía Nacional que es encontraban vigilando el recorrido. Los manifestantes no dudaron en pedirles que se uniesen, y al cántico de “Te han bajado el sueldo a ti también” volvieron a poner sobre la mesa el recorte de los salarios de los funcionarios.

Nueva sentada > Tras más de una hora de caminata por el centro de la ciudad, los manifestantes entraron en María Pita mostrando su estado de ánimo: “¡Indignados, indignados, indignados!” se podía escuchar entre los presentes que fueron tomando la plaza, donde muchos turistas que se encontraban en ese momento allí se vieron sorprendidos por la protesta.
Fue ahí donde se produjo la segunda sentada del día, esta vez ante las puertas del Ayuntamiento. Custodiados por varios agentes de la Policía Local y cinco furgones de la Nacional, los “indignados” escenificaron su malestar por el contexto actual, en el que, según denuncian, es la sociedad la que “está pagando las consecuencias de las acciones de los verdaderos culpables de la crisis”.
La de A Coruña se sumó a otras manifestaciones del 19-J celebradas por toda la comunidad gallega y convocadas en las principales ciudades del país. Al finalizar tenían previsto celebrar una nueva asamblea, en la que estaba previsto que se decidiesen nuevas acciones para mantener vivo el movimiento 15-M.

El Ideal Gallego-2011-06-20-005-a9bbbf40El Ideal Gallego-2011-06-20-005-a9ba9e7c

 

Más de seis mil “indignados” llevaron a María Pita sus críticas contra Europa