Dictan prisión para dos de los tres detenidos por la reyerta de Coín

Miembros de la Guardia Civil despliegan un dispositivo en la barriada de La Fuensanta de Coín | Daniel Pérez (efe)
|

La titular del juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 3 de Coín (Málaga) decretó ayer el ingreso en prisión provisional comunicada y sin fianza de dos de los tres detenidos por la reyerta ocurrida el jueves en dicha localidad, que se saldó con dos víctimas mortales.
El tercer detenido es menor de edad y quedó a disposición de la Fiscalía de Menores, informaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), que añadieron que la calificación provisional de los hechos por los que se le investiga es de homicidio.
Los tres individuos fueron detenidos por la Guardia Civil como presuntos autores materiales de los dos homicidios por arma blanca. El Instituto Armado imputaba a los tres detenidos dos delitos de homicidio y otro en grado de tentativa, según informó la Guardia Civil. Por su parte, los dos heridos en la reyerta que permanecen hospitalizados evolucionan favorablemente y no se han producido cambios significativos en su estado, según fuentes sanitarias.
Uno de los heridos fue apuñalado en el abdomen y sometido a una intervención quirúrgica el jueves por la noche en el hospital Clínico Universitario de la capital malagueña. El otro herido por arma blanca, en este caso en un pulmón, continúa ingresado en el Hospital Regional de Málaga, y ambos permanecen bajo custodia policial. La pelea multitudinaria entre dos familias comenzó en torno a las 17.00 horas del jueves en la barriada de La Fuensanta de Coín y se saldó con dos víctimas mortales.

Por su parte, el alcalde de Coín (Málaga), Fernando Fernández, explicó el viernes que la Guardia Civil continúa con un dispositivo en la localidad para mantener la vigilancia y asegurar que no haya nuevos altercados tras los ocurridos el jueves. Así, dijo que se mantendrá para que, cuando se devuelvan los cuerpos a la familias, se velen y tenga lugar el funeral y el entierro, “no vuelva a desencadenarse ningún altercado”. Fernández explicó que los dos fallecidos pertenecen a la misma familia y, por tanto, “los miembros de la otra familia están siendo atendidos y se les está garantizando una seguridad especial para que no sean objeto de venganzas o revanchas”.
En cuanto al comienzo de la pelea, el regidor aseguró que “aún no se conoce el origen exacto”, pero “todo invita a pensar que son familias que arrastraban de atrás una serie de rencillas”.

Dictan prisión para dos de los tres detenidos por la reyerta de Coín