Los Bomberos han retirado casi 50 nidos de velutinas desde enero

Dos bomberos eliminaron anoche un avispero en el hospital Oncológico | javier alborés
|

Tras los últimos ataques en el área, las velutinas han vuelto a la actualidad. El más grave, un  hombre de Irixoa que fue ingresado en el mediodía del viernes en el Complejo Hospitalario Universitario (Chuac) tras sufrir picaduras en A Lamela de Arriba, en la aldea de Coruxou, fue dado de alta ayer. Pero el trabajo de prevención no termina, y en lo que va de año, los bomberos coruñeses han retirado casi 50 nidos de estos insectos invasores, solo unos pocos menos que en el año pasado.
“Aún estamos retirando nidos primarios”, señala un bombero. A estas alturas del año, lo habitual es que estos avisperos transitorios sean sustituidos por otros más grandes donde las reinas puedan criar numerosos enjambres, pero la sequía que se sufrió el año pasado, sumado a las bajas temperaturas que se están registrando en lo que va de verano, están provocando la muerte de muchas reinas. 
Eso no significa que los bomberos tengan poco trabajo retirando nidos. De hecho, suelen acudir a examinar dos o tres en cada jornada. “A veces están en lugares muy difíciles de alcanzar, bajo aleros del tejado, o no los encontramos”, explica un bombero. 
Falsas alarmas 
Ayer, por ejemplo, acudieron al hospital Oncológico, donde habían descubierto un avispero del tamaño de una pelota de balonmano bajo el alero de la puerta trasera. El acceso presentaba algunos problemas y, además, tuvieron que hacerlo cuando ya se había puesto el sol: “Siempre esperamos al anochecer, porque es cuando las avispas regresan al nido”. Es entonces el momento de hacerse con él, y destruirlo. Pero los bomberos advierten de que también reciben muchas falsas alarmas: “A veces son avispas autóctonas o incluso abejas, porque la gente no distingue. 
En todo caso, desde Medio Rural señalan que la picadura de las avispas asiáticas no es más peligrosa que la de sus congéneres autóctonos y que si uno no se acerca a los nidos, no atacan. Solo son potencialmente letales para las personas que sufren alergia a sus picaduras. l

Los Bomberos han retirado casi 50 nidos de velutinas desde enero