La comunidad internacional coincide en no reconocer la independencia de Cataluña

Numerosas personas celebran la independencia en la Ciudadela | m. pérez (efe)
|

Los principales países del mundo –entre ellos EEUU, Alemania, Reino Unido y Francia– y destacadas instituciones como la UE, la ONU y la OTAN expresaron ayer por la tarde su rechazo a la declaración de independencia en Cataluña y mostraron su apoyo a la unidad de España.
Tras la declaración unilateral de independencia aprobada por el Parlamento catalán, los gobiernos y las cancillerías de los países más poderosos de la comunidad internacional respaldaron al Gobierno de Mariano Rajoy y abogaron por encontrar una solución dentro del orden constitucional español.
Estados Unidos dejó claro que “Cataluña es una parte integral de España” y aseguró que el Gobierno estadounidense apoya las medidas adoptadas por el Ejecutivo español para mantener a España “fuerte y unida”.
El portavoz del Ejecutivo alemán, Steffen Seibert, afirmó en un comunicado que su país apoya la “clara postura” de Mariano Rajoy en defensa del “orden constitucional”, a la vez que subrayó que la “soberanía y la integridad territorial de España son y se mantienen inviolables”.
También el Reino Unido dejó claro que “no reconoce ni reconocerá” la declaración de independencia de Cataluña. “Seguimos queriendo ver cómo se preserva el imperio de la ley, se respeta la Constitución española y se mantiene la unidad de España”, señaló un portavoz de la primera ministra británica, Theresa May.
Desde Escocia, la secretaria de Cultura, Turismo y Asuntos Exteriores del Gobierno autónomo, la nacionalista Fiona Hyslop, defendió una solución para la situación en Cataluña que respete “la democracia y la legalidad”.
El presidente de Francia, Emmanuel Macron, subrayó que el “único interlocutor” de su país con España es el presidente Mariano Rajoy, al tiempo que destacó que la situación en Cataluña es un “asunto interno” español.

“Gesto gravísimo”
El ministro de Exteriores italiano, Angelino Alfano, calificó la decisión del Parlament de “gesto gravísimo y fuera del marco de la ley”. En la misma línea se pronunció el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, quien aseguró que España sigue siendo el “único interlocutor” de la Unión Europea y que para la Unión “nada cambia”. El presidente de la Comisión Europea (CE), Jean-Claude Juncker, expresó igualmente su respeto por las decisiones que tome el Gobierno español: “Europa, la UE, la Comisión, no tienen que implicarse en ese proceso”. Por su parte, el presidente del Parlamento Europeo, Antonio Tajani, afirmó asimismo que “nadie” en la UE reconocerá la declaración de independencia votada en el Parlamento catalán y pidió “restablecer la legalidad como base para el diálogo”.
La OTAN opina que la crisis en Cataluña debe ser resuelta “dentro del marco constitucional español” y subraya que España es un miembro “comprometido” de la Alianza Atlántica. También el secretario general de la ONU, António Guterres, animó a “buscar soluciones dentro del marco de la Constitución española”.
El primer ministro de Portugal, el socialista António Costa, expresó su “total solidaridad” con la defensa de la unidad de España y su deseo de que se aseguren los canales de diálogo bajo el cumplimiento de la Constitución y en Bogotá, el presidente colombiano, Juan Manuel Santos, ratificó el apoyo de su país a la integridad territorial de España
El único apoyo a los secesionistas llegó de la república separatista de Abjasia, que rompió con Georgia en 2008 y no reconocida internacionalmente con excepción de Rusia o Venezuela. l

La comunidad internacional coincide en no reconocer la independencia de Cataluña