Lita Cabellut, la pintora española más cotizada, expondrá en otoño en el MAC

Carmen Fernández desmenuzó ayer la programación expositiva y las actividades patricia g. fraga
|

Conscientes de que algunas de sus propuestas no son fáciles, el MAC prosigue en su intención de abrir al visitante a lo contemporáneo para que no se quede en el arte estrictamente estético, que también forma parte de su programación. Más allá de esto, el museo presenta un 2017 con la finlandesa Eija-Liisa Ahtila, una fotógrafa que traerá en abril aires nórdicos en instantáneas que hablan de amor, sexo, celos e ira.
La artista construye y destruye la identidad y la relación con la naturaleza en series que ella define como “dramas humanos”. Lo verde entrará por la puerta para no irse hasta julio y compartir espacio con Maude Schuyler Clay, que contará la historia del Mississippi a través de retratos.
La directora del museo, Carmen Fernández, contó en la presentación que es una forma distinta de relatar lo que pasa a orillas del río en un centro que acogerá los trabajos de sus últimos becarios Ruth Montiel, centrado en las minas de Perú y Sudáfrica, Federico Vladimir, que se va hasta las colonias y Alberto Gracia, sobre supersticiones.
Pablo Genovés vendrá en septiembre con “Las mutaciones polifónicas”, donde manipula digitalmente la imagen para crear efectos plásticos y Lita Cabellut, considerada la pintora española más cotizada, desembarcará en octubre.
La responsable señaló que no solo su historia es impactante. Su proceso también porque al mismo tiempo que busca una modelo, craquela la base, la pinta y la embadurna para realizar cuadros “performances”. La aragonesa que pidió en la calle siendo niña y fue adoptada por una familia acomodada al morir su abuela colgará en las paredes a perdedores y a gente solitaria y sin voz.

reformas
Cabellut es óleo, dibujo, escultura, fotografía, poesía y vídeo. Todo eso lo aliñará un edificio que restó miradas el año pasado por las reformas que le obligaron a instalar mejoras en el aire acondicionado e infraestructuras y cerrar por partes, pero que roza los 54.000 espectadores anuales que no vienen de paso, sino a ver una exposición en concreto.
Por esta circunstancia, Carmen aseguró que no se pueden cerrar los museos: “Hay que abrirlos al público, que es de quien nos alimentamos” con acciones como el ciclo que estrenaron esta semana y que se sirve de las letras y del arte.

Lita Cabellut, la pintora española más cotizada, expondrá en otoño en el MAC