El presupuesto de la UE aumenta las ayudas para España en 1.500 millones

el presidente del gobierno, mariano rajoy, ofrece una rueda de prensa al término del consejo europeo celebrado en bruselas para explicar los acuerdos alcanzados ayer por los líderes de la ue
|

España se mantendrá como receptor neto de ayudas europeas durante los próximos siete años. El compromiso final aumenta las ayudas para España en un total de 1.500 millones de euros respecto a la anterior propuesta.

Por un lado, se recorta en 1.000 millones de euros el cheque específico para las regiones, de 2.800 millones a 1.800 millones. Pero este descenso se compensa, en primer lugar, con el nuevo fondo de 3.000 millones para combatir el paro juvenil –del que España espera recibir unos 925 millones de euros– y por otro por el mayor peso del factor desempleo a la hora de repartir los fondos (otros 900 millones).

Además, España recibirá una asignación extra de 500 millones de euros para desarrollo rural. Precisamente, el Gobierno se había quejado de las ayudas agrícolas adjudicadas hasta ahora por considerarlas insuficientes.

De este modo, los líderes europeos alcanzaron ayer un acuerdo sobre el presupuesto de la Unión Europea para los próximos siete años después de 25 horas casi ininterrumpidas de negociación.

 

saldo positivo

Además, España tendrá un saldo positivo con la Unión Europea durante el próximo presupuesto comunitario, en el que, incluso, mejorará el porcentaje respecto a su PIB que tenía hasta ahora.

Este logro llevó ayer al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la rueda de prensa posterior al Consejo Europeo extraordinario en el que se pactó el presupuesto, a recalcar que se trata de un buen acuerdo para la UE y para España y que responde a sus expectativas.

Las perspectivas financieras para los próximos siete años rebajan el techo de gasto que había hasta ahora, pero Rajoy destacó que, pese a ello, la posición de España ha mejorado notablemente respecto a las expectativas existentes tan solo unos meses atrás.

Entre los logros que enumeró, citó que el saldo positivo de España con la UE era hasta ahora de un 0,15 por ciento de su PIB y ahora será del 0,20 por ciento.

Respecto al fondo para el desempleo juvenil, Rajoy dijo que su Gobierno va a intentar que sea lo suficientemente flexible para que cada país pueda hacer con sus propios recursos todo aquello que crea que va a ser mejor para intentar actuar con eficacia ante este problema.

Señaló que España obtiene una mejora en recursos propios, en virtud de la cual la Hacienda pública aportará una menor contribución al presupuesto comunitario. Ello es debido tanto a la reducción del presupuesto en partidas que tenían poco retorno para España, como a la moderación de las compensaciones a algunos países.

El ahorro aproximado será de unos 3.300 millones de euros, según calculó.

Para Rajoy, la mejor noticia es que, salvando sus diferencias, todos los socios comunitarios lograron forjar un gran consenso, algo que subrayó que no es fácil conseguir. Rajoy rechazó la interpretación de que en el Consejo Europeo triunfaron los que querían menos Europa porque el presupuesto será menor.

El presidente del Gobierno aprovechó para comentar que habló en la cumbre con el primer ministro de Portugal, Pedro Passos Coelho, y le expuso que mantiene la intención de impulsar el transporte ferroviario de mercancías entre Lisboa y Madrid.

Por otro lado, el presidente del Consejo Europeo, Herman Van Rompuy, dijo que el acuerdo logrado por los líderes de los Veintisiete es “modesto”, pero es “el único posible”.

El máximo responsable del Consejo de la Unión Europea afirmó que el pacto alcanzado es “equilibrado” y está “orientado al crecimiento”.

El presidente de la Comisión Europea, Jose Manuel Durao Barroso, incidió por su parte en la misma idea, al apuntar que el Ejecutivo comunitario habría preferido un presupuesto “más ambicioso”, pero que lo acordado es “la mayor cifra posible para lograr la unanimidad” entre los Estados miembros.

Los responsables de ambas instituciones valoraron además que el pacto logrado aumente las partidas destinadas a fomentar la competitividad, el crecimiento y el empleo juvenil.

El presupuesto de la UE aumenta las ayudas para España en 1.500 millones