El Liceo necesita los puntos tras vencer el Barça y el Reus

Hace casi un mes que los coruñeses no juegan en su pista | quintana
|

Hace cuatro semanas que el Liceo no juega en Riazor. Fue el 24 de marzo, cuando los coruñeses recibieron al Reus en la ida de los cuartos de final de la Liga Europea. Hoy, los hombres de Juan Copa vuelven a su pista para enfrentarse al Alcoy. Quedan seis partidos y, después de las victorias ayer de Barcelona y Reus, los verdiblancos esperan mantener la distancia de cuatro puntos sobre los rojinegros y volver a estar a cuatro del líder, el conjunto azulgrana.

El Alcoy está cómodamente situado en la zona media de la tabla. El hecho de que los tres últimos (Arenys de Munt, Palafrugell y Asturhockey) estén muy alejados del resto hacen que algunos equipos estén tranquilos. Eso sí, tampoco hay que fiarse de un Alcoy para el que conseguir una victoria en Riazor siempre es algo que motiva.
Los alicantinos llevan un balance de nueve victorias, tres empates y doce derrotas, con 73 goles a favor (el sexto máximo realizador, solo superado por los cinco primeros) pero 76 en contra (el cuarto que más encaja, por detrás de los tres conjuntos en la zona de descenso).

El Liceo está dispuesto a echar el resto en la última opción de título que le queda. Será difícil que el Barcelona tropiece, pero hay que estar lo más cerca posible hasta el final.


Para ello, los verdiblancos desean que sus aficionados acudan en buen número a Riazor. No se esperan entradas tan buenas como las de los últimos duelos ante Barcelona y Reus, pero al menos sí esos cientos de seguidores que nunca fallan.

El Liceo necesita los puntos tras vencer el Barça y el Reus