Una semana para cerrar como mínimo cuatro movimientos

16 agosto 2019 Entrenamiento del Deportivo en Abegondo
|

Tras el primer batacazo de la temporada, la dirección deportiva del RC Deportivo tiene por delante una semana para cerrar, al menos, cuatro movimientos y apuntalar la plantilla que dirige Juan Antonio Albacete Anquela.

La llave la tiene el uruguayo Diego Rolan. Por su salida pasan las opciones de reforzar el equipo antes de que finalice el mercado el lunes de la próxima semana.

El club sigue trabajando en la opción que tiene de colocar al delantero en el fútbol mexicano, una operación con la que aspira a liberar una importante cantidad del tope salarial que ocupa el uruguayo entre su ficha (a pesar de la reducción de su salario por estar en Segunda División) y la amortización correspondiente a su fichaje.

Si el Deportivo se mueve en un límite salarial de entre doce y quince millones de euros, Rolan supondría, más o menos, entre la cuarta y quinta parte del total. De ahí la importancia de conseguirle acomodo en un club que pague por su cesión y asuma su salario o bien le incorpore en forma de traspaso. El primer escenario es en el que se está trabajando, principalmente, con el América de México como candidato a llevárselo.

Si no sale Rolan, el Deportivo tendría capacidad económica, aunque limitada, para asumir su ficha (de hecho está inscrito en LaLiga), pero para concretar más incorporaciones lo tendría muy complicado.

Paralelamente, el Levante y el Deportivo están pendientes de cerrar definitivamente el traspaso de Róber. No supondrá ingresos para el club coruñés, pero al menos servirá para garantizarse beneficios futuros en caso de que la entidad valenciana le traspasara. El jugador, que se recupera de una grave lesión de rodilla, tenía la posibilidad de irse gratis a un equipo de superior categoría en forma de cesión y, con ella, acabaría su relación contractual con el Deportivo, así que todo lo que pueda conseguir en la operación con el Levante se ve con buenos ojos.

En el apartado de llegadas, la dirección deportiva se centra, principalmente, en un futbolista de banda y un central o centrocampista. Son las posiciones que quiere completar el técnico deportivista y podrían no ser las únicas que se vayan a cubrir en las últimas jornadas del mercado.

Que haya más de dos fichajes dependerá de que se produzcan más salidas. La de Christian Santos, dado el rendimiento que está teniendo el delantero y lo a gusto que se encuentra en A Coruña, tiene pocos visos de producirse. En todo caso, el Deportivo sondeó alternativas, entre ellas, la de Leo Ulloa, que ha sido ofrecido a varios equipos de Segunda y Primera División.

Más probable es la llegada de un lateral izquierdo. Salva Ruiz es el nombre. En ese caso, Caballo tendría que salir del equipo o pasar a contar también como interior.

Una semana para cerrar como mínimo cuatro movimientos