A Coruña tiene el peor saldo vegetativo de todos los ayuntamientos gallegos

|

A Coruña registró en 2017 el peor saldo vegetativo de todos los ayuntamientos de Galicia, con un total de 731 defunciones más que nacimientos registrados a lo largo del año pasado. 
Así lo reflejan los datos de población que hizo públicos ayer el Instituto Galego de Estatística (IGE), en los que se observa que el año pasado se produjeron en el ayuntamiento coruñés 1.781 nacimientos y 2.512 muertes. De esta forma, cuenta con el peor saldo vegetativo de todos los ayuntamientos de la comunidad, por delante de otros ayuntamientos como el de Ferrol (-517), Vigo (-466), Ourense (-403) o Monforte de Lemos (-227). De hecho, A Coruña no presenta un saldo vegetativo positivo desde 1.989
En cuanto a los nacimientos en A Coruña, se puede observar que la del 2017 es la cifra más baja de los últimos seis años. A lo largo del año pasado nacieron un total de 1.781 personas en el ayuntamiento, 913 hombres y 868 mujeres, mientras que en 2012 habían nacido 2.098. Así, esta cantidad desciende por segundo año consecutivo, ya que en 2015 se produjeron 1.907 nacimientos y en 2016 un total de 1.826.
En relación con las muertes, la ciudad se registra un total de 2.512 defunciones a lo largo del año pasado, lo que supone un descenso respecto al año anterior, cuando se produjeron 2.558. De esta forma, los fallecimientos descienden en la ciudad por primera vez tras tres años de aumento continuo, teniendo en cuenta que en 2015 se produjeron 2.475, en 2014 un total 2.401 y por último, en 2013 fallecieron 2.379 personas en A Coruña. En el año 2012 el número de fallecidos había sido de 2.403 exactamente.
Teniendo en cuenta la comunidad al completo, según los datos del IGE, Galicia registra de nuevo una disminución de su saldo vegetativo, de modo que perdió 13.364 habitantes en 2017. Hace más de 25 años que el saldo vegetativo no es positivo en la comunidad, concretamente desde  el año 1987. Teniendo en cuenta las siete grandes ciudades gallegas, todas presentan un saldo negativo. Además, cabe destacar que solo trece de los 313 ayuntamientos presentaron un saldo vegetativo positivo el año pasado.

Área metropolitana
De esos trece ayuntamientos, dos pertenecen al área metropolitana de A Coruña. En concreto son Arteixo y Cambre, ya que registraron en 2017 un mayor número de nacimientos que defunciones, 47 y 8 respectivamente. 
Los ayuntamientos del área con peor saldo vegetativo son Oleiros (-95), Oza-Cesuras (-66) y Betanzos (-62). Teniendo en cuenta las comarcas de A Coruña y Betanzos al completo, los datos reflejan un saldo vegetativo negativo para ambos. 
En la comarca de A Coruña nacieron 2.912 personas y murieron 3.845, mientras que en la de Betanzos fueron 239 las personas que llegaron al mundo y 575 los fallecidos. El número de nacimientos descendió en ambos lugares respecto el año anterior, mientras que las defunciones aumentaron en Betanzos pero se redujeron en A Coruña.
Destaca el ayuntamiento de Vilasantar, donde, por segundo año consecutivo, tan solo se produjo un nacimiento durante el año pasado. También llama la atención el caso de Culleredo, donde solamente murió una persona más de las que nacieron a lo largo de 2017.
Así, en estos datos hechos públicos ayer por el IGE pueden observarse otros datos como que A Coruña fue la provincia en la que la caída de la natividad fue mayor, concretamente de un 7.8%. l

A Coruña tiene el peor saldo vegetativo de todos los ayuntamientos gallegos