Marcha por el empleo y contra "el latiguillo" de la recuperación económica

|

Cientos de personas han secundado en las calles compostelanas la manifestación por el empleo convocada por la CIG que se ha rebelado contra "el latiguillo" de la recuperación económica que abanderan las huestes gobernantes cuando el paro, "y lo que lleva consigo", es el principal problema gallego.

El secretario xeral del sindicato, Suso Seixo, ha indicado en declaraciones a los informadores, justo en la entrada de la Alameda, que "estamos en las cifras más altas de la historia de Galicia" con cerca de 300.000 personas en situación de desempleo, muchas de ellas sin cobrar "ningún tipo de prestación".

Esto provoca, ha dicho, que "un número importante de gente" esté en peligro de "entrar en riesgo de exclusión social y de pobreza", eso sin hablar de los jóvenes que emigran cada año para "producir riqueza en otras partes del mundo" y de la acentuación del grave problema demográfico de esta tierra.

La precarización de las condiciones de trabajo y la pérdida de la capacidad reivindicativa de la clase trabajadora son dos factores visibles en la actualidad, ha manifestado, y ha insistido en el grave "empeoramiento de las condiciones laborales y sociales".

Seixo ha recordado que desde la plataforma a la que representa se promovió una campaña, bajo el lema 'En defensa de Galiza, sen emprego non ten futuro' que en dos semanas ha recorrido todas las comarcas y los principales núcleos de población.

Ha aludido igualmente a las cien medidas que defiende la CIG para alcanzar el crecimiento económico y ha discrepado de que no existan alternativas a la austeridad y al recorte de derechos, porque sí las hay, pero para impulsarlas toca pensar "en los intereses de la mayoría social".

"Si se defienden, entonces hay alternativas, pero desgraciadamente las fuerzas políticas que hoy controlan las grandes instituciones financieras europeas y los propios gobiernos en el ámbito europeo están al servicio de la oligarquía financiera" y son "burguesas", por ende, "no están pensando en favorecer los intereses de la clase trabajadora".

"Por eso -ha concluido- las políticas que hacen son esas y no las que defendemos nosotros" y que la CIG pretende canalizar a través de una Iniciativa Legislativa Popular (ILP).

El portavoz nacional del BNG, Xavier Vence, a su lado, ha hecho hincapié en que esta "es la gran urgencia que tiene este país", un cambio de políticas para dejar de destruir empleo, empresas, dotar de calidad a los servicios públicos y poder "empezar a recuperar" la actividad económica y el empleo.

De los presupuestos gallegos para 2014, ha comentado que se han pensado "no para reducir el empleo" porque "van a crear más desempleo". "Son contractivos, van a prolongar la recesión", ha apostillado.

La orientación de las cuentas públicas, ha asegurado, es "absolutamente equivocada" y se basa en que la Xunta y el Gobierno de Mariano Rajoy consideran que "con recortes se sale de la crisis cuando lo único que se consigue es profundizar" en ella y "en el sufrimiento", y en consecuencia "empobrecer a la sociedad" aún más.

Por ello, desde el Bloque ha hecho un llamamiento esta mañana para conseguir "entre todos cambiar la orientación de la política económica y tener un futuro para el país y la gente joven descorazonada delante de un panorama que solo plantea sombras, incertidumbres y un horizonte de emigración".

Ha rechazo que los presupuestos, para los que ha avanzado la oposición de su organización política, marquen el inicio de la recuperación económica porque "es lo que llevan diciendo desde 2010" cuando la conselleira de Facenda era Marta Fernández Currás, actual secretaria de Estado de Presupuestos.

"En aquel momento dijo que -los presupuestos de entonces- eran los que creaban las bases para la recuperación". Ahora, con la responsable de esta cartera, Elena Muñoz, se cuenta "exactamente lo mismo, el mismo discurso con el mismo latiguillo".

Esto, ha concretado Vence, evidencia que son ya "cuatro años con presupuestos contractivos que lo único que hicieron fue reducir la actividad económica y aumentar el paro".

"Hechos con el mismo espíritu y política para 2014 van a garantizar lo mismo, más paro, menos empleo, más empobrecimiento, peores servicios públicos y emigración", ha completado.

La protesta terminó en la Praza de A Quintana. 'Na Galiza soberanía nacional', 'Hai que encarcelar ao Partido Popular', 'Onde están que non se ven os empregos do PP' y 'O capitalismo é o terrorismo' han sido las principales consignas, aderezadas con el son de las gaitas y las panderetas.

A la movilización se han unido, entre otros, trabajadores afectados por expedientes de regulación de empleo y la plataforma de emigrantes retornados por el problema que tienen con las pensiones. EFE

am

Marcha por el empleo y contra "el latiguillo" de la recuperación económica