Los positivos por drogas en los controles de la Policía Local se disparan este año

12 diciembre 2013 / 23 diciembre 2013 página 14 / 06 diciembre 2014 página 06 A Coruña.- La Policía Local inicia una campaña de alcoholemias con muy pocos positivos El 092 realizó un control en la carretera de Po
|

Desde que comenzó el año, los controles de la Policía Local han permitido detectar a una docena de conductores que circulaban bajo los efectos de las drogas. Aunque parece una cifra pequeña, se trata de un salto espectacular si se tiene en cuenta que el año pasado solo se detectó a un infractor, y que indica hasta qué punto se han aumentado los controles en los últimos meses. Los conductores descubiertos habían consumido cocaína, heroína y marihuana, sobre todo, en algunos casos, habían causado accidentes de tráfico. 
En el último semestre del año pasado 2015 se dotó a la Policía Local de los medios necesarios para esta prueba, que se realiza con una muestra de saliva y es tan obligatoria como la de alcoholemia. Por supuesto, el número de alcoholemias, incluso de carácter penal, es muy superior al de los de positivos en droga. Pero esto no significa que el consumo de estupefacientes al volante sea marginal, sino más bien que durante los controles preventivos se realizan muchos menos pruebas de consumo de estas sustancias. 

coste
La razón es económica, como señala un agente de la Policía Local: “Un test de alcoholemia no vale casi nada. Es solo la boquilla, pero los controles de droga a través de la saliva es algo muy distinto: cada una cuesta cerca de 20 euros”.
Pero a finales del enero, la Jefatura Provincial de la Tráfico de la Guardia Civil entregó al cuerpo municipal 380 kits para realizar estos tests. La entrega de este material se encuadra en el plan anunciado por el Ministerio del Interior de reforzar los controles para la detección de sustancias psicoactivas entre conductores en vías interurbanas. Un refuerzo que está en consonancia con el Plan Estratégico de Seguridad Vial 2010-2020. 
Según las estadísticas de la DGT, el 33 por ciento de los conductores evaluados en controles preventivos en vías interurbanas, y el 59 por ciento de los evaluados tras cometer alguna infracción, dieron positivo en las pruebas de detección de consumo de drogas ilegales, siendo el cannabis y la cocaína las dos sustancias más frecuentes. Así que es muy posible que las mismos datos pudieran extrapolarse  a nivel local si se hicieran un número de controles elevado. 
Pero, a pesar de los suministros facilitados por Tráfico, la Policía Local trata de realizar los controles de detección de drogas solo en última instancia, para reducir costes. 
“Cuando vemos que tenemos a un conductor con síntomas de intoxicación, lo primero que le hacemos es la prueba de alcoholemia, y solo cuando esta sale negativa, le hacemos pasar por el test de drogas. Así vamos a tiro fijo”, comenta un agente.

Los positivos por drogas en los controles de la Policía Local se disparan este año