Bárcenas documenta ante el juez que regularizó once millones de euros gracias a la amnistía fiscal

cristóbal montoro conversa con un grupo de periodistas en los pasillos del congreso efe
|

El extesorero del PP, Luis Bárcenas, presentó al juez del caso “Gurtel” en la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, documentos que prueban que se acogió a la amnistía fiscal aprobada por el Gobierno, para regularizar en 2012, ante Hacienda, casi once millones de euros que no había declarado en su día.

Bárcenas, quien tenía dinero en cuentas bancarias en Suiza, documentó ante el juez, que dio traslado al fiscal, cómo se acogió a la amnistía fiscal a través de su sociedad Tesedul, según confirmaron fuentes de la Audiencia Nacional.

La defensa de Bárcenas presentó un escrito en la Audiencia Nacional en el que explica que regularizó 10.988.040 euros acogiéndose al real decreto 12/2012, la llamada Amnistía Fiscal, reconociendo que corresponden “a fondos a nombre de Tesedul no declarados en su día y ahora regularizados”. Esta cantidad, según su defensa, corresponde a fondos que no estarían prescritos.

Bárcenas aportó tres documentos: la liquidación presentada por esa cantidad, de la que ha pagado el 10%; una declaración complementaria del Impuesto de Sociedad a nombre de Tesedul (ejercicio 2011, presentada el 28 de diciembre pasado, por la que pagó 317.995 euros); y los justificantes de las dos cuotas por los documentos uno y dos.

Las autoridades suizas enviaron al juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz información sobre las cuentas de Bárcenas en Suiza, donde llegó a tener 22 millones de euros, cantidad que, según su abogado, ganó con actividades desarrolladas con socios latinoamericanos.

Su abogado Alfonso Trallero afirmó que Bárcenas tuvo cuentas en Suiza desde 1988, sus socios decidieron salir de dicha actividad en 2009 y el extesorero del PP se quedó con un beneficio de 10 millones, que luego regularizó con Hacienda en 2012, mediante la llamada amnistía fiscal o por una declaración complementaria.

De acuerdo a lo previsto por la amnistía fiscal, Bárcenas pagó en concepto de impuestos, como máximo, un 10% de la cantidad regularizada (es decir, un millón de euros), una cantidad muy inferior de la que debería haber abonado de haber declarado este dinero en su día.

Tras conocer esta información, el portavoz del PSOE en la comisión de Hacienda del Congreso, Pedro Saura, dio por demostrado que la amnistía fiscal fue un “coladero, un traje a medida para defraudadores”.

En declaraciones a los medios de comunicación, el diputado socialista se preguntó “¿cuántos Bárcenas más hay en la amnistía fiscal?”, en los más de 30.000 expedientes que se acogieron a ese proceso.

Según su criterio, con la presentación por parte de Bárcenas de pruebas de que ha regularizado casi once millones de euros, se demuestra que la amnistía fue un “coladero”.

 

Bárcenas documenta ante el juez que regularizó once millones de euros gracias a la amnistía fiscal