El Gobierno y las comunidades sellan un pacto para cumplir los objetivos de reducción del déficit

El rey saluda a Mas en presencia de Montoro y López efe
|

El Gobierno y las comunidades alcanzaron ayer un acuerdo por unanimidad para reducir el déficit, cumplir los compromisos adquiridos con Bruselas y enviar un mensaje de unidad a la UE y a los mercados con el fin de recuperar la confianza en la economía española.

El jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, mostró su satisfacción al concluir la V Conferencia de Presidentes, la primera cumbre de este tipo que presidía y que, como subrayó, se centró en los problemas “importantes” del país, dejando de lado el debate sobre el modelo de Estado.

“No era fácil llegar a un entendimiento, pero España da un buen mensaje”, subrayó Rajoy, quien recordó que en la reunión había líderes con diferentes sensibilidades incluso dentro de un mismo partido.

Todos los presidentes autonómicos cuestionaron que, después de que Bruselas rebajara el objetivo de déficit para España hasta el 6,3 por ciento del PIB, se haya mantenido en el 1,5 el objetivo de las comunidades, pero aceptaron que no se revise ese reparto hasta el año que viene, con vistas a aplicarla en 2014.

También hubo críticas al modelo de financiación autonómica, pero en el documento aprobado se afirma que se evaluará en los plazos que marca la ley y que estudiará el sistema el Consejo de Política Fiscal y Financiera. El sistema, señaló la presidenta castellanomanchega, María Dolores de Cospedal, “no es bueno” y es necesario evaluar cómo influye en él la crisis, aunque no se requiere un cambio “inmediato”.

Con el acuerdo alcanzado ayer, según Rajoy, España ha demostrado que, a pesar de ser un país muy descentralizado, está comprometida con la consolidación fiscal como elemento “imprescindible para recuperar la confianza” en su economía y asegurar la financiación de las políticas sociales y los servicios públicos, como reza el texto del acuerdo.

El reparto de los compromisos por autonomías se revisará en 2014

Cumplir el déficit será difícil porque continúa la recesión y la financiación sigue cara, pero Rajoy se mostró convencido de que todas las administraciones harán todo lo posible por lograrlo.

El documento de consenso no incluye políticas ni acuerdos concretos, aunque sí destaca las carencias de la economía española, subraya la necesidad de reformas y apuesta por racionalizar las administraciones.

Se insta además a la UE a impulsar políticas orientadas a la creación de empleo y avanzar en la unión bancaria, fiscal y económica, y se subraya el papel del Banco Central Europeo para paliar los problemas de financiación de las administraciones públicas y del sector privado.

Según Rajoy, la reunión “refuerza el sentido común”, ya que todo los dirigentes se han centrado en los problemas económicos.

“Las comunidades no son el problema, sino parte de la solución, que debe buscarse desde un clima de colaboración y lealtad institucionales”, se afirma en el documento.

Los presidentes autonómicos del PP coincidieron en destacar la unanimidad lograda en la cumbre, en la que, subrayaron, se antepusieron los intereses del país a los partidistas o territoriales. Fue, según De Cospedal, una reunión “muy fructífera” tras la que sale un mensaje de “confianza” en el país y en su estructura política.

El rey y el príncipe respaldaron la reunión con su presencia en el desayuno con los presidentes autonómicos y con Rajoy. Les acompañaron durante la jornada la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, y el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro. n

El Gobierno y las comunidades sellan un pacto para cumplir los objetivos de reducción del déficit