Puigdemont propone constituir en otoño un nuevo “instrumento político”

Puigdemont presenta su iniciativa desde una pantalla | quique garcía (efe)
|

El expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont propuso ayer constituir en otoño “un movimiento que cristalice en un instrumento político organizado” denominado Crida Nacional per la República que aglutine a todas las personas partidarias de la independencia de Cataluña.
El manifiesto, que leyó en el Ateneu Barcelonés el delegado del Govern en Madrid, Ferran Mascarell, y la diputada de JxCat Gemma Geis, defiende la necesidad de articular un “movimiento soberanista de amplio espectro y transversal”.

Pluralidad ideológica
Asimismo, propone desplegar una estrategia destinada a convertir Cataluña en un estado independiente en forma de república y vertebrar “este instrumento político a partir de la pluralidad ideológica y los valores de libertad, el bienestar, la prosperidad, la equidad, la justicia y la solidaridad”, entre otros.
Y plantea “propiciar los grandes acuerdos de país a nivel nacional y local, tanto de tipo sectorial como electoral para apoderar la ciudadanía de Cataluña”.
Por ello, ven necesario aglutinar a “tantas sensibilidades políticas y sociales como sea posible en una herramienta de acción política” que participe en todas las citas electorales hasta que se instaure la república.
En este sentido, el manifiesto explicita el compromiso de la Crida Nacional de disolverse “una vez alcanzado el objetivo de instauración de la República”.

Reivindicar el 1-O
El manifiesto señala que “todas las naciones tienen derecho a la autodeterminación; Cataluña no es una excepción”, y reivindica que, a su juicio, la población catalana decidió convertirse en una república independiente en el referéndum del 1-O y que el Parlament lo ratificó en la proclamación del 27 de octubre.
Consideran que desde entonces Cataluña vive una situación política excepcional, por lo que creen que “la situación actual exige definir nuevas estrategias, disponer de nuevos instrumentos y renovar alianzas para avanzar eficazmente en el cumplimiento del compromiso surgido del 1-O y de las elecciones del 21-D, con el objetivo de hacer efectivo el ejercicio del derecho a la autodeterminación”.
“La represión y las circunstancias que envuelven el exilio y la prisión de los políticos soberanistas no nos deben impedir ser conscientes de esta necesidad y hacerla efectiva”, avisan.
Así, hacen un llamamiento para “definir juntos las estrategias sociales y políticas” para alcanzar la república.
En el mismo sentido se pronunció el presidente de la Generalitat, Quim Torra, quien fió parte de “la suerte” de Cataluña al éxito del proyecto político que impulsó con Puigdemont y Jordi Sánchez, Crida Nacional per la República.
“Le deseo a la Crida Nacional todo el éxito, porque en parte está la suerte del país, de los futuros meses, que viviremos muy intensamente, en los que confío en pueblo de Cataluña, en todo el esfuerzo y los sacrificios que tendremos que hacer, pero que hay que hacer, porque la independencia es una causa justa”, dijo.
De esos sacrificios, Torra asegura que llegará la independencia que defiende como “causa justa” y que considera que solo haciéndola efectiva se conseguirá el futuro que quiere para Cataluña y para las nuevas generaciones. l

Puigdemont propone constituir en otoño un nuevo “instrumento político”