Los incidentes durante la huelga de los complejos deportivos llegan al juzgado

|

El Ideal Gallego-2011-12-27-013-7b1e3d63

 redacción > a coruña
  Los disturbios que se vivieron en el complejo deportivo de A Barcala, Cambre, durante la huelga de sus trabajadores, en enero de 2010, llega el día 18 de enero al juzgado de lo penal 5, después de que la vista se suspendiese en julio para incorporar nuevos testimonios. Quien ocupará el banquillo es un miembro de la CIG, que en aquel momento prestaba el cargo de secretario de organización, y que se enfrenta a una petición de condena de cuatro años de cárcel y 3.780 euros de multa por lo que la Fiscalía ha calificado como un delito contra los derechos de los trabajadores. Según las conclusiones del Ministerio Público, el sindicalista intentó impedir, durante aquella jornada, que varios empleados del pabellón deportivo se incorporaran a sus puestos, lo que supone, a sus ojos, una violación de su derecho de no hacer huelga.
El escrito de calificación vincula al acusado al piquete que aquella jornada realizó pintadas en el exterior del polideportivo, en las que podía leerse “Pechado por folga, convenio”. También se le culpa de haber participado en el lanzamiento de bengalas dentro de las duchas del recinto y un extintor en los vestuarios.

Los incidentes durante la huelga de los complejos deportivos llegan al juzgado