Recogidos 6.000 kilos de residuos en la primera limpieza del fondo de La Marina

El Ideal Gallego-2019-09-23-017-59dc22c8
|

La primera limpieza del fondo marino de la ciudad, que se desarrolló ayer en La Marina, deparó más de seis toneladas de residuos que fueron recuperados por los 80 buceadores que participaron en una actividad enmarcada en el festival Mar de Mares.

Desde las diez de la mañana comenzaron las inmersiones organizadas en torno a diferentes grupos que se repartieron las aguas de La Marina para peinar el fondo dirigidos por instructores de la Escuela de buceo Nauga, impulsores de esta iniciativa, que terminó hacia la una de la tarde. 

Algunos de los objetos recuperados durante las inmersiones estaban íntimamente relacionados con la actividad pesquera que se desarrollaba en el pasado en este espacio. Así, nasas, cabos, redes, cubos o botas de goma fueron algunos de los artículos más comunes entre los que se iban rescatando.

Sin embargo, los más llamativos fueron aquellos que pocos esperaban que pudiesen estar en las aguas coruñesas. Varias vallas de obra, carros de la compra, neumáticos, teléfonos móviles, un patinete, un monopatín, una señal, una sombrilla, un cono, una tabla de planchar o un ancla fueron expuestos por la organización en la explanada de O Parrote para concienciar a los ciudadanos sobre la necesidad de cuidar más del medio ambiente.

Además de todos estos objetos no faltaron otros como latas, botellas de plástico y de cristal o copas, que fueron de los más numerosos.

Rubén Lucas Ayuso, director de la Escuela de buceo Nauga, aseguró cuando acabó la actividad que “salió todo estupendo” y que se “superaron las expectativas” que tenían. De hecho, el camión destinado a retirar los residuos no fue suficiente para llevarse las seis toneladas. Ayuso recuerda que el objetivo, además de limpiar, es “concienciar a la gente” para tener “la unión con la que cambiar las cosas” y ya piensa en abordar otras zonas del litoral o repetir dentro de un tiempo.

Recogidos 6.000 kilos de residuos en la primera limpieza del fondo de La Marina