La Fiscalía archiva la denuncia de Homs contra Rajoy y Alonso por desobediencia al Constitucional

El portavoz del PDeCAT en el Congreso, Francesc Homs archivo ec
|

El teniente fiscal del Tribunal Supremo, Luis Navajas, archivó la denuncia que el líder del PDeCAT en el Congreso, Francesc Homs, –quien será juzgado desde el día 28 por su participación en la consulta del 9-N–, presentó a finales del mes de enero contra el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el exministro de Sanidad Alfonso Alonso y la exsecretaria de Estado de Servicios Sociales Susana Camarero por posibles delitos de desobediencia y prevaricación relacionados con incumplimientos de sentencias del Tribunal Constitucional.
Les acusaba de incumplir las resoluciones que reconocen la competencia del Gobierno de la Generalitat en el reparto a ONG de lo recaudado por el 0,7 por ciento del IRPF.
Homs presentó su denuncia después de que, el 19 de enero, el Constitucional fallara favor de la Generalitat en el conflicto de competencias que presentó contra el Gobierno central por una resolución de la Secretaría de Estado de Servicios Sociales de mayo de 2016, que convocaba subvenciones para programas de interés general a cargo de 0,7% del IRPF. La Fiscalía no ve delito en la actuación del presidente del Gobierno ni de los cargos de Sanidad en relación con este asunto, por lo que archiva la denuncia de Homs.
Respecto al delito de prevaricación, la Fiscalía desgrana en un informe toda la jurisprudencia aplicada a esta conducta para concluir que “ninguno de los requisitos, ni objetivos ni subjetivos” es apreciable en la resolución administrativa” a la que se refiere Homs en su denuncia.
De dicha resolución se deduce, según el fiscal, “una asunción de competencias por parte del Estado, a través del Ministerio de Sanidad, que resulta inadecuada, implicando una vulneración de las competencias autonómicas de la Generalitat catalana y que queda solventada mediante la resolución del Alto Tribunal, que pone las cosas en su sitio y determina qué Administración resulta competente en el caso concreto, esto es, la autonómica”. “Cuestión resuelta”, puntualiza al respecto el fiscal Navajas.
Por otro lado, destaca que “ningún perjuicio a los administrados se ha causado en el caso concreto porque”, tal y como pone de manifiesto la jurisprudencia del propio Constitucional, “el planteamiento del conflicto de competencias positivo (iniciado por la Generalitat de Cataluña y que da lugar a la sentencia) resulta preventivo, al no ir dirigido en su sustancia objetiva contra una supuesta infracción competencial ya ocasionada”.

La Fiscalía archiva la denuncia de Homs contra Rajoy y Alonso por desobediencia al Constitucional