Disminuye más de un 25% el número de alcoholemias en el último año

12 diciembre 2013 página 6 / 13 marzo 2015 página 7 / 21 junio 2015 página 03 A Coruña.- La Policía Local inicia una campaña de alcoholemias con muy pocos positivos El 092 realizó un control en la carreter
|

A pesar del esfuerzo de las autoridades y de otros agentes sociales en concienciar al público de lo peligroso que es circular bajo los defectos del alcohol, todavía hay muchos conductores que se ponen detrás del volante tras haberse tomado unas copas, pero cada vez son menos. Y la prueba es que, durante el año pasado, la Policía Local detectó un 25% menos de alcoholemias que en 2015, de manera que la cifra se rebajó hasta cerca de450 casos.
Se consolida así una tendencia a la baja, puesto que en 2013 el número de alcoholemias había sido de 678 y en 2014, cerca de 550. Fuentes municipales señalan que este descenso se ha generado a pesar de que la Policía Local ha aumentado el número de controles en puntos clave y en as noches de fines de semana, cuando más de estas infracciones se producen. En el lado negativo, una gran parte de ellas son alcoholemias penales, algo menos de la mitad, lo que constituye un delito contra la seguridad vial. 

en grado penal
Una parte significativa de estas alcoholemias penales se descubren no en controles preventivos, sino tras producirse un accidente. A pesar de todo solo supone cerca de un 2% de las sanciones que impone la Policía Local en todo el año.
Sin embargo, en lo que va de 2016 parece haberse percibido un incremento de los delitos contra la seguridad vial, y en la mayor parte de los casos son alcoholemias. En una ocasión, la Policía Local  llegó a descubrir siete casos en tan solo 24 horas y los responsables son conductores de todas las edades y de ambos sexos, aunque predominan los hombres de más de 30 años. 
Para que constituya un delito, es necesario que la tasa de alcohol en aire expirado sea superior a 0,60 miligramos por litro o que la tasa de alcohol en sangre supere los 1,2 gramos por litro.  Los agentes de Tráfico señalan que, aunque los conductores en general están cada vez más concienciados, sigue existiendo un núcleo de recalcitrantes que se niegan a cambiar de actitud. De ahí que las alcoholemias administrativas, que no constituyen un delito contra la seguridad vial bajen más que las penales. Por otro lado, tanto la Policía Local como la Guardia Civil aseguran que han percibido un aumento en el número de mujeres que conducen bajo los efectos del alcohol, lo que preocupa a las autoridades.

Disminuye más de un 25% el número de alcoholemias en el último año