Nueva derrota del filial a domicilio

|

El Fabril volvió a fallar fuera de casa. Y esta vez la derrota cobra especial trascendencia. El Racing Villalbés, equipo más en forma de la categoría con cuatro victorias seguidas –las mismas que suma el Choco–, se sitúa con el triunfo de ayer a solo dos puntos del filial, cuarto clasificado y que marca las posiciones de playoff.
Los locales se llevaron el partido a su terreno, el de las disputas por las segundas jugadas, y apenas cedieron espacios a un Fabril incómodo y que no genero ocasiones destacadas en la primera mitad.
Ya en la segunda parte, el filial se encontró con una inmejorable oportunidad de Otero nada más empezar. El colombiano disparó fuera cuando el gol parecía cantado después de un error de Xusto en la salida de balón que aprovechó Óscar y cedió atrás.
Cuando mejor estaba el filial marcó el Villalbés en un saque de esquina directo de Gerardo que David desvió hacia su propia portería. El meta pudo hacer algo más. 
El equipo de Óscar Gilsanz interpretó bien el partido, defendió su ventaja y golpeó definitivamente en un contragolpe que culminó Gerardo por bajo tras una asistencia de Make.

Nueva derrota del filial a domicilio