Tres de los cinco miembros del Consello de Garantías de Podemos Galicia se rebelan contra Iglesias

|

Tres de los cinco miembros que conforman el Consello de Garantías de Podemos Galicia, Xurxo Ferrón, Olga Dourado y Pablo Orge, se han unido a las cinco federaciones autonómicas y los 42 dirigentes de toda España que se han rebelado contra la dirección del partido de Pablo Iglesias.
Las federaciones de Podemos de Madrid, Cataluña, Comunidad Valenciana, Navarra y La Rioja se oponen a las “maniobras” de Podemos y a la decisión de apartar a Olga Jiménez de la presidencia del Comité de Garantías.
A título personal, otros 45 dirigentes autonómicos y locales –entre los que están los tres gallegos, que suponen, además la mayoría en el Consello de Garantías de la formación que dirige en Galicia Carmen Santos–, pertenecientes a los distintos comités de garantías del partido se han sumado a las quejas de las cinco federaciones citadas y se han adherido al contenido “íntegro” del comunicado de Olga Jiménez.
Este órgano acordó proponer la nulidad de los nuevos estatutos, que establecen un régimen disciplinario e incluso sanciones para quien filtre información interna, por no figurar en los documentos que se aprobaron en Vistalegre II.
A raíz de esa resolución, tres miembros del comité, Argiro Giraldo, María del Rosario Rodero e Isabel Serrano, discreparon y denunciaron a Olga Jiménez por “excederse en sus funciones”, por lo que la dirección de Podemos optó por abrir un expediente disciplinario a la presidenta del órgano. Jiménez y parte del Comité dictaminaron que los nuevos estatutos contemplaban modificaciones no votadas en Vistalegre II y que por ello estas deberían ser ratificadas por las bases.
En concreto, la resolución del órgano rechazaba la nueva composición del Comité propuesto por la dirección, que contemplaba pasar de cinco miembros titulares y cinco suplentes a diez miembros cuyo voto valga lo mismo, por no estar contemplado en el documento organizativo DesBorda elegido en Vistalegre II.

Episodios internos
La resolución del tribunal también cuestiona, por la misma razón, el nuevo régimen disciplinario previsto por los estatutos, que prevén, en caso de difusión de “noticias falsas”, inhabilitaciones para el desempeño de cargos en el partido o de representación pública por un periodo de entre seis meses y dos años.
Tras los últimos episodios internos, las cinco federaciones citadas se han alineado con Jiménez y el resto de miembros del tribunal que dictaminaron la nulidad de los nuevos estatutos.
Fuentes del partido contrarias a la dirección ejercida por parte de Pablo Iglesias han criticado “el golpe a la democracia interna” que supone “la persecución” de la presidenta del Comité de Garantías “por coordinar un órgano bajo los principios del derecho”, ante lo que concluyen que “la Ejecutiva debe rectificar”.

Tres de los cinco miembros del Consello de Garantías de Podemos Galicia se rebelan contra Iglesias