La nueva ruta de la Cabalgata obligará a reforzar la seguridad

|

La polémica generada por el recorrido que este año seguirá la Cabalgata de los Reyes Magos no está justificada, según el alcalde, que asegura que todas las medidas necesarias para asegurar el bienestar del público en una ruta llena de calles estrechas han sido previstas en una comisión de seguridad. Fuentes municipales reconocen este hecho, aunque añaden que eso significa aumentar las medidas para garantizar un mejor control de las masas que esperan, se muevan de una parte a otra por el centro de la ciudad. 
La ruta prevista para las carrozas es la siguiente: ronda de Monte Alto, avenida de Hércules, calle de la Torre, Panaderas, Orzán, San Andrés, Santa Catalina, Cantón Grande, avenida de la Marina, Montoto y la plaza de María Pita. Esta ruta es mucho menos extensa de la de anteriores ediciones, que prácticamente recorría la ciudad de parte a parte, hasta María Pita, pasando por Cuatro caminos y entrando en Linares Rivas.
“Ese es el problema –comentan esas fuentes–, que el trazado anterior es recto, así que la gente se pone en un punto, ve pasar a los Reyes y se va”. En cambio, con la nueva ruta, que traza una especie de media vuelta, invita a que los espectadores contemplen dos veces la comitiva cruzando desde San Andrés a la avenida de la Marina, por ejemplo, lo que implica aglomeraciones que recorrerán calles muy estrechas. “Hai ruas máis anchas e máis estreitas e desde a proposta inicial do IMCE ata agora houbo algún cambio por ese motivo”, admitió el alcalde.

menos atascos
Por otro lado, el alcalde destacó el lado positivo de la nueva ruta: “Entendo que os veciños de Monte alto teñen dereito de que a Cabalgata lles pase preto. Tamén e certo que a afectación o tráfico será moito menor”. Recordó que el año pasado la circulación en la ciudad se vio bastante afectada (prácticamente paralizada en algunos momentos) mientras que este año, al circunscribirse al centro de la ciudad, permitirá transitar libremente por vías claves como Alfonso Molina o la calle de Juan Flórez algo que sí resulta del agrado de los responsables de seguridad, sobre todo de los policías locales que deben encargarse de regular el tráfico durante la fiesta. 
De todos modos, el año que viene la Cabalgata de los Reyes seguirá un nuevo trazado, según adelantó el alcalde: “Me gustaría que en próximas edicións atravesase máis barrios”.

La nueva ruta de la Cabalgata obligará a reforzar la seguridad