El Chuac refuerza la hospitalización para reducir la saturación del área de Urgencias

vista de una de las salas de espera del servicio de urgencias de chuac, en la tarde de ayer quintana
|

La situación del servicio de Urgencias del Complejo Hospitalario Universitario de A Coruña (Chuac) continúa siendo motivo de controversia por la saturación que presenta estos días. La gerencia del hospital ya ha reconocido que “se está viviendo un repunte de las urgencias” y que se tomarán medidas para reducirlo. Para ello, durante el próximo puente de Carnaval, se llevará a cabo un refuerzo del servicio de hospitalización y de pruebas diagnósticas para tratar de agilizar la atención de las más de 300 personas que a diario pasan por el servicio.

La junta de personal denuncia que el número de pacientes en Observación supera el centenar

Desde el hospital recordaron que la media de pacientes que se atienden cada día en Urgencias es de 320, mientras que durante la última jornada la cifra llegó a los 307. De estas personas, unas 78 quedaban ayer pendientes de asignación de cama, incluyendo los 31 que ocupaban las adscritas a la Unidad de Preingreso. Desde el centro también insisten en que esta saturación “puntual” de Urgencias no guarda relación con la falta de personal en el servicio y reiteran que no solo se cubre el 100% de las sustituciones, sino que también “se refuerza cuando es necesario”. A este respecto, confirmaron que durante estos días se ha contando con un facultativo de medicina interna y más personal de enfermería.

 

falta de medios

Unos refuerzos que, sin embargo, no convencen a la junta de personal del Chuac que insiste en que la falta de contrataciones y de sustituciones es uno de los principales motivos de la saturación de Urgencias. Como ejemplo recordaron que el número de personas que acudió el lunes a este servicio superaba las 360 y que ayer había 105 pacientes en Observación esperando su ingreso en planta. “A sala de Observación deste hospital, que ten 200 metros cadrados, está preparada para acoller, como moito, a 40 persoas en camas”, denunciaba la presidenta de la comisión de centro del Chuac, María Seijas. “Isto é un almacén de doentes”, remarcaba.

Según Seijas, los pacientes que no pueden ocupar una cama, son derivados a la sala de espera de sillones, con capacidad para 32 personas “que é un dispositivo máis ou menos adecuado, segundo as patoloxías”, apuntó la portavoz de personal, quien subrayó que la espera máxima en sillones no debería de ser superior a las doce horas, “cando hai xente que leva nesa situación un día enteiro ou máis”.

La portavoz del comité reiteró que el fin del colapso en las Urgencias del Chuac pasa por incrementar los medios y la plantilla. “Co persoal que hai agora é inviable reforzar ningún servicio, porque a xente está ao límite”, aseguró. También incidió en que gran parte de los pacientes que acuden por Urgencias son enfermos crónicos que podrían estar atendidos desde Atención Primaria o en sus domicilios. “A Xunta paralizou dúas veces o plan de mellora de Atención Primaria e isto está a redundar nos grandes hospitais, co inevitable colapso das Urxencias”, apuntó Seijas.

El Chuac refuerza la hospitalización para reducir la saturación del área de Urgencias