Un laboratorio policial analiza si los huesos de Camas son humanos o de animales

La Policía con la ayuda de una excavadora ha reanudado hoy, lunes 7 de abril de 2014, la búsqueda de los restos de la joven sevillana Marta del Castillo en la escombrera de Camas (Sevilla). EFE
|


Un camión laboratorio de la Policía Científica está analizando si los restos óseos hallados anoche en una escombrera de Camas (Sevilla) son de una persona o tienen origen animal.

El laboratorio, procedente de Madrid, se ha situado junto a la zona en la que se localizaron los restos óseos, una parcela junto al río Guadalquivir en la que la policía busca desde hace tres semanas el cadáver de Marta del Castillo tras el "test de la verdad" realizado a Miguel Carcaño, condenado por el asesinato de la joven cometido hace cinco años.
Seis agentes con monos blancos están analizando la zona junto a la comisión judicial, en la que participa el titular del juzgado de instrucción número 4 de Sevilla, Francisco de Asis Molina, que instruyó el caso y mantiene una pieza separada para localizar el cuerpo de la joven.
Junto al camión-laboratorio, la policía ha montado una carpa para desarrollar sus trabajos, que primero consistirán en determinar si los huesos son de un animal o de una persona y, en caso de que fueran humanos, se les haría la prueba del ADN para saber si son de Marta del Castillo.
La policía no ha querido precisar el número de huesos hallados, la profundidad en la que estaban o si tenía ropas o mantas alrededor.
Los agentes han establecido un fuerte control en las inmediaciones de la zona, donde no permiten transitar a ciclistas ni viandantes, lo que se pudo hacer hasta las 09.15 horas, y ahora les obligan a dar un rodeo por caminos cercanos.
Desde esa vía alternativa es posible ver los trabajos que desarrolla la Policía y, para evitar que los ciudadanos se agolpen, un agente vigila que no se paren en las inmediaciones.
La escombrera en la que se encontraron los huesos está junto a un puente sobre el Guadalquivir desde el que, en su primera versión de los hechos, el asesino confeso dijo que arrojó el cuerpo de la joven al río.
 

El puente es utilizado por autobuses urbanos, ciclistas y viandantes, y comunica Camas con la zona de la antigua Exposición Universal de Sevilla para evitar las autovías de entrada a la ciudad.
 

 

Un laboratorio policial analiza si los huesos de Camas son humanos o de animales