Feijóo ensalza la Constitución como defensa de la “identidad propia” de Galicia

Feijóo y Rueda con los presidentes de origen gallego del Constitucional que recibieron la Medalla de Galicia| x. rey (efe)
|

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, en el acto de entrega de las Medallas de Galicia 2018 ensalzó la Constitución española como defensa de la “identidad propia” gallega y de su “Autonomía para participar en el Estado”, en una Carta Magna que “está impregnada también de un constitucionalismo gallego”.
La entrega de las Medallas, celebrada en la Cidade da Cultura del Gaiás, se convirtió en un acto en defensa de la Constitución, con la entrega de los distintivos de este año 2018 a tres presidentes del Tribunal Constitucional, Álvaro Rodríguez Bereijo, María Emilia Casas Baamonde y Juan José González Rivas.
El presidente de la Xunta enlazó en su discurso la “feliz recuperación del Pórtico de la Gloria” con el “Pórtico político de Galicia” que abrió en 1981 con la Autonomía gallega, para manifestar que “ni los valores artísticos que expresa el Pórtico ni los principios que recoge la Constitución son ajenos a la necesidad de posibles mejoras y adaptaciones”. El presidente de la Xunta, que recordó a “padres” de la Constitución como Manuel Fraga o Meilán Gil, que actuaron como “emisarios” de la visión colectiva del pueblo gallego, puso de relieve que el de Galicia “es patriotismo afectivo”, con una “identidad concebida para integrar, no para dividir”, y que por ello la Constitución “está impregnada también de un constitucionalismo gallego”. “Defender la Constitución es defender el conjunto de España, pero también Galicia, su identidad propia y su autonomía para participar en el Estado”, aseveró.
El primero de los premiados fue Álvaro Rodríguez Bereijo, el único gallego de nacimiento. Para él es un “honor” el galardón, en especial, en un momento en el que la Constitución y el orden constitucional se ven “asediados por acontecimientos que todos conocen”. A continuación, María Emilia Casas Baamonde, cuya familia es oriunda de Monforte de Lemos (Lugo), incidió en que se “ha restaurado la vigencia de la Constitución y del Estatuto de Cataluña frente al atropello sufrido por aquella y este por causa de las graves acciones inconstitucionales del secesionismo catalán, demostrando que no hay democracia posible fuera de la Constitución que la ha constituido”.
El último homenajeado fue Juan José González Rivas, actual presidente del TC, nacido en Ávila en 1951 pero cuyo padre es del ayuntamiento ourensano de Xunqueira de Espadanedo. Tras agradecer el “honor” insistió en que el texto constitucional es el producto de un pacto social y equilibrado de convivencia, que ha abierto el “mayor período de paz, prosperidad y libertad”. l

Feijóo ensalza la Constitución como defensa de la “identidad propia” de Galicia