Nacen dos aves protegidas en el centro de fauna salvaje de Santa Cruz

El Ideal Gallego-2019-06-05-013-2349bb7f

El Centro de Recuperación de Fauna Salvaxe (CFRS), ubicado en la localidad oleirense de Santa Cruz, acogió el nacimiento de los dos primeros ejemplares de píllara de las dunas (Charadrius alexandrinus) de 2019.

Según fuentes de la Consellería de Medio Ambiente, la pasada semana, dos huevos con sendos polluelos de píllara de las dunas eclosionaron en el recinto, tras un proceso de incubación artificial.

Los huevos fueron avistados y recogidos en las inmediaciones de una playa de Corrubedo, ya que el nido se encontraba en una franja del arenal que iba a ser alcanzado por las mareas vivas.

La píllara de las dunas es una especie vulnerable que suele localizarse en sistemas dunares y en playas. Está presente en todo el litoral gallego, aunque que se tiene constatado una disminución progresiva de la colonia.

Sin embargo, durante las épocas primaveral y otoñal aumentan con motivo de la llegada de grupos migratorios.

Las mismas fuentes añaden que se trata de los primeros huevos que eclosionan este año en el centro oleirense; mientras que en 2018 nacieron en el CRFS cuatro ejemplares de esta misma especie protegida. 

En aquella ocasión, los ejemplares fueron localizados en las playas de Esmeñe y Doniños, en Ferrol, lugares en los que también fueron después liberados.

La Consellería de Medio Ambiente indica que, actualmente, los ejemplares de Corrubedo continúan ingresados en el centro recibiendo cuidados y alimento. Posteriormente, los recién nacidos serán devueltos y liberados en playa de origen.

Pequeño tamaño 
La píllara de las dunas, también conocida como chorlitejo patinegro, es un ave de pequeño tamaño (15-17 cm de longitud) que habita principalmente en los arenales costeros, zonas dunares, humedales, lagunas y marismas.

Su población mundial se distribuye por América del Norte y Sur, África, Asia y Europa, donde cría básicamente en torno a los mares Mediterráneo y Negro.

Ponen sus huevos en un pequeño hueco excavado en la arena, incluso en primera línea de playa. Al nacer, vagan por la playa o dunas, acompañados de sus progenitores, hasta que a los 25 días aproximadamente, aprenden a volar.

Por su parte, el CFRS es una instalación habilitada por la Xunta, en la avenida de Emilia Pardo Bazán, para la rehabilitación de animales salvajes que son hallados enfermos, heridos o con necesidad de que se les den cuidados especiales.l

Nacen dos aves protegidas en el centro de fauna salvaje de Santa Cruz

Te puede interesar