Estados Unidos entra en la tercera ola de la pandemia con más de 140.000 contagios diarios

Una persona pasa por delante de un centro de test de Covid-19 en Nueva York | efe
|

Los contagios diarios de Covid-19 en Estados Unidos alcanzaron el miércoles la cifra récord de 140.000, con aumentos en todos los estados, lo que llevó el total de víctimas a superar las 240.000 muertes y a los expertos a temer que el país haya entrado ya en una tercera ola de la pandemia.

Según las últimas cifras recopiladas por la Universidad Johns Hopkins, los casos alcanzaron en EE.UU. los 10.384.543, y los fallecimientos por Covid-19 los 240.857.

En muchos estados se registró un pico en las hospitalizaciones, pese a que aumentaron las restricciones y los funcionarios de salud incrementaron sus advertencias para intentar contener la propagación del virus.

El aumento de contagios también está llevando a los sistemas de atención médica de muchos estados a situaciones límite, lo que podría provocar más muertes a medida que los hospitales se queden sin capacidad para tratar los nuevos pacientes.

La cifra de contagios en Estados Unidos viene incrementándose en los últimos días, al superar las de este miércoles en una 4.000 las del día anterior, cuando se registró ya una marca histórica, según los datos de la Universidad Johns Hopkins.

Según el Covit Tracking Project, Estados Unidos registra también un aumento sin precedentes de hospitalizaciones por Covid-19 en todo el país, con 61.964 en el último día, más que en cualquier otro momento de la pandemia.

Así, hay un 40% más de personas hospitalizadas con Covid-19 que hace dos semanas, según esa organización, que recoge datos de todas las instituciones públicas.  

“Hoy establecimos nuevos récords de casos y hospitalizaciones de Covid-19 en un mismo día. También hubo el mayor número de muertos en meses”, tuiteó Craig Spencer, director de Salud Global de la escuela de Medicina de la Universidad de Columbia.

En Estados Unidos el pico de fallecimientos por la pandemia se registró entre el 7 y el 22 de abril, con una media de algo más de 2.000 al día, pero el experto vaticinó que “los próximos meses serán duros y dolorosos”.

Los expertos habían advertido durante mucho tiempo que en otoño e invierno podría registrarse un aumento de casos y muertes en el país, ya que el clima frío y lluvioso obliga a las personas a permanecer en lugares cerrados y se reduce la ventilación, lo que favorece la propagación.

Otro factor que mencionan los expertos para este incremento es lo que llaman “fatiga pandémica”, que lleva a las personas a bajar la guardia en lo que respecta a medidas de prevención como la distancia o las mascarillas.

Los mayores incrementos de casos se están produciendo en los estados del Medio Oeste, con Dakota del Norte, Dakota del Sur, Iowa, Wyoming, Wisconsin y Nebraska con más de 100 casos por cada 100.000 habitantes.

Según el Covit Tracking Project, en la última semana en dichos estados se registraron aumentos de casos del 17%, mientras que en algo más de la mitad de los restantes hubo incrementos porcentuales de dos dígitos.

Asimismo, en 17 estados el número de hospitalizaciones registró cifras récord, especialmente en el Medio Oeste del país.

Ante esta situación, Scott Gottlieb, quien fue titular de la Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) en el gobierno de Donald Trump hasta su destitución en abril de 2019, alertó ayer del peligro que supone la tensión del sistema sanitario por el aumento de los ingresos hospitalarios por Covid-19, a la vez que anticipó “un período trágico de incremento de muertes”.

Estados Unidos entra en la tercera ola de la pandemia con más de 140.000 contagios diarios