El PSOE tacha de “antisociales y cobardes” los presupuestos diseñados por el gobierno local

rey afirma que recibió el presupuesto con “decepción” patricia g. fraga
|

El grupo municipal del Partido Socialista de Cambre tacha de “antisociales y cobardes” los presupuestos elaborados por el gobierno local, que preside Manuel Rivas.

El portavoz de esta formación política, Augusto Rey, afirma que ha recibido la propuesta económica con “decepción y preocupación” y considera que el ejecutivo local se encuentra de “espaldas a los vecinos y ciego ante las dificultades económicas y situaciones dramáticas que viven muchos de ellos”.

Reclama que se duplique la partida económica para emergencia social

El concejal socialista asegura que la crisis económica no cuenta para el alcalde a la hora de elaborar unos presupuestos que, según él, debería de tener su principal objetivo en ayudar a los vecinos a afrontar sus situaciones personales.

Indica que el aumento de 57.000 a 75.000 en la partida destinada a emergencia social queda lejos de las necesidades de los cambreses y de las cuantías que dedican otros municipios de la comarca.

El PSOE calcula que la cifra precisa para hacer frente a las carencias de los vecinos es de 150.000 euros.

“La ordenanza municipal que regula este tipo de ayudas está absolutamente desfasada y no se adecúa al perfil actual de los solicitantes a día de hoy de estas prestaciones”, dice Rey, al tiempo que tan sólo la modificación de un punto de la mencionada ordenanza multiplicaría el número de perceptores de las ayudas.

 Rey dice que para las necesidades de los vecinos son precisos 150.000 euros

servilismo con el pP

“El gobierno local es un ejecutivo servil, al servicio de los intereses del PP, que ha aceptado sin pestañear los agravios presupuestarios a los que nos han sometido las demás administraciones”, dice Rey.

El portavoz socialista considera “increíble” que el alcalde, según él, no hay conseguido ni un sólo compromiso del Ejecutivo autonómico con Cambre para este año.

 

El PSOE tacha de “antisociales y cobardes” los presupuestos diseñados por el gobierno local