El IPC cae en junio por los alimentos y los analistas descartan la deflación

28 octubre 2010 página 33 LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 13/10/2010.-Una mujer adquiere fruta en un establecimiento de la capital grancanaria. Una buena alimentación basada en la dieta mediterránea que proporcione suficientes vitaminas,
|

El índice de precios al consumo (IPC) situó su variación interanual en junio en el 0,1%, una décima menos que en mayo, debido principalmente a la evolución de los precios de los alimentos, aunque los expertos descartan el riesgo de deflación.
Según el indicador adelantado del Instituto Nacional de Estadística (INE), que deberá confirmarse de manera definitiva el 11 de julio, también influyó la bajada de precios de la energía eléctrica.
De quedar el dato como ayer se adelanta, la inflación habría retomado su senda bajista por segundo mes consecutivo, ya que en mayo cerró en el 0,2% después de que en abril la tasa se hubiera recuperado hasta el 0,4%.
En cuanto al Índice de Precios al Consumo Armonizados (IPCA), que mide los precios de forma armonizada con el resto de países de la zona del euro, se situó en junio en el 0,0%.

el nivel más bajo
Si se confirma este dato, la tasa anual del IPCA disminuiría dos décimas respecto al mes anterior. Por su parte, en tasa mensual los precios del consumo han registrado una tasa del 0,0% respecto a mayo, mientras que la del indicador adelantado IPCA se situaría en el -0,1%.
La inflación interanual finalizó 2013 en el 0,2%, el nivel más bajo de toda la serie histórica desde 1961.
Según el coordinador de análisis macroeconómico en BIAM–Instituto Flores de Lemus, José Domingo Roselló, detrás de la bajada de los alimentos frescos están las subidas del año pasado debido a la sequía, mientras que en la electricidad influye la devolución en las facturas de cantidades indebidamente cobradas, un efecto que durará hasta agosto.
Aunque descartó el riesgo de bajadas de precios generalizadas en todo el índice y sostenidas durante varios meses (deflación), dejó claro que la actual inflación es “indeseablemente baja”, y que “no en vano” el Banco Central Europeo (BCE) sitúa en el 2% el nivel ideal (según Flores de Lemus en 2014 será del 0,2%) A su juicio, los actuales niveles equivalen a subidas de tipos de interés reales, con lo que ello implica en una economía fuertemente endeudada como la española.

salarios
Para la analista de la Fundación de Cajas de Ahorros (Funcas) María Jesús Fernández, la tasa de inflación de junio es coherente con la actual situación de una devaluación de salarios que se traslada a los precios, y una demanda interna que “ni de lejos” tiene la entidad para elevarlos.
No obstante, también desechó que la economía española vaya a entrar en deflación, debido a la fase del ciclo en el que estamos, que es de recuperación.
El dato adelantado por el INE para junio coincidió con la previsión para este mes de Funcas, que estima que la inflación pueda entrar en negativo en julio, agosto y septiembre, vuelva a positivo a finales de año y acabe en el 0,2%, siempre que los precios del petróleo se mantengan estables, puntualizó Fernández.
Tampoco la analista Cristina Colomo, de Analistas Financieros Internacionales (AFI), ve riesgo de “deflación continua”, aunque sí espera tasas muy reducidas de inflación, incluso algún mes en negativo, para acabar el año por debajo del 0,5%.
Sobre el dato de junio, la analista consideró que “no es una novedad”, pero ha destacado como “lo más preocupante” la disminución de los precios de los servicios, ya que da idea de la debilidad de la demanda doméstica y de que sigue habiendo un amplio colectivo “muy afectado por la crisis”.

El IPC cae en junio por los alimentos y los analistas descartan la deflación