Feijóo descarta destituir a Mosquera y la desvincula del ascenso de su marido

GRA154 SANTIAGO DE COMPOSTELA, 30/01/2014.- El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, durante la rueda de prensa en la que explicó los acuerdos del consello, esta mañana en San Caetano. EFE/Lavandeira jr

Rocío Mosquera seguirá siendo conselleira de Sanidade, a pesar de las peticiones de la oposición para su cese inmediato tras hacerse pública una sentencia judicial que invalida el ascenso del marido de la conselleira en el Complejo Hospitalario Universitario de Santiago (CHUS), cuando esta era gerente del Sergas.
En palabras del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, el ascenso de Manuel Bustamante fue el fruto de un “proceso interno” que en nada afecta a ningún miembro de su Gobierno. Por tanto, no cesará a la conselleira a pesar de la reclamación común a toda la oposición.
Y es que Feijóo rechazó ayer que hubiese cualquier “privilegio” y ni tampoco “prejuicios” durante el proceso de selección del marido de Mosquera para el cargo de jefe de servicio de cirugía del hospital compostelano.
El Tribunal Superior de Justicia de Galicia (TSXG) resolvió que ese nombramiento quedara sin efecto y que se repitiese una parte del proceso, motivo por el que los partidos de la oposición reclamaron el cese de la responsable de la cartera sanitaria.
Feijóo explicó en conferencia de prensa tras el Consello da Xunta que quien se examinó “no era un miembro del Gobierno”, sino que era un familiar suyo.
Mosquera era en la fecha de ese proceso selectivo la responsable del Sergas y número dos, por debajo de la entonces conselleira, Pilar Farjas, de la Consellería Sanidade.

Sentencia contundente
Para el presidente gallego, la sentencia “es contundente” por lo que instó a que se cumpla “con celeridad”, pero insistió en que atañe “a una responsabilidad concreta del hospital” y a la comisión evaluadora que resolvió el proceso selectivo, y no al Gobierno gallego.
Indicó, no obstante, que el tribunal ordena repetir una fase del proceso selectivo, “da por válidas” otras y no acepta la petición del recurrente, otro de los concursantes por la plaza, de que le sea otorgada a él.
“No hay privilegios de ningún tipo y tampoco prejuicios” hacia esta persona por ser familiar de la conselleira de Sanidad.
Respecto a si la ahora conselleira, entonces número dos de la sanidad pública gallega, o él mismo conocían las “irregularidades” en el concurso denunciadas por uno de los concursantes por la plaza, indicó que la comisión de valoración está formada por cinco personas que, en su opinión, no cree “que actuaran al mandato de alguien, porque sería subestimar su honestidad e independencia”. “Hay una parte que está mal y hay que repetir, entiendo que así es como hay que interpretar la sentencia. Lo demás es la opinión política de cada uno”, concluyó.

Feijóo descarta destituir a Mosquera y la desvincula del ascenso de su marido

Te puede interesar