La próxima concesionaria de Nostián deberá invertir 42 millones de euros en mejoras

El Ideal Gallego-2018-12-22-005-d23681e3
|

A pesar de que ha estado en vuelto durante años en polémicas, la planta de Nostián funciona, incluso mejor que Sogama, y el Ayuntamiento quiere hacer una apuesta decida por las instalaciones. Por eso, en el nuevo pliego de condiciones para la concesión, que se expondrá públicamente  el mes que viene, figura que la empresa que suceda a Albada en la gestión debería invertir 42 millones de euros en la planta. Con esta mejoras tecnológica, la concejala de Medio Ambiente, María García, espera que se aumente un 27% la recuperación de envases y otros materiales (como papel y cartón) y se generen 48.600 toneladas más de compost. 

El área de Medio Ambiente ya redactó nuevos pliegos de condiciones para el servicio de limpieza y el de recogida de basuras y ahora, le toca el de reciclaje. “Este contrato define o modelo de residuos que vai ter a cidade durante a vindeira década e máis alá”, anunció García. En total, la nueva concesión se prolongará por quince años. 

La empresa que se haga con el  contrato deberá invertir 9,5 millones de euros para la separación y recuperación de materiales. Así se dividirá la basura inorgánica en dos líneas. En cuanto a la materia orgánica, la que recoge el contenedor verde, la inversión de 4,2 millones de euros se centrará en nuevas tecnologías para la separación de impurezas. Otros 6,3 millones de euros para túneles de compostaje donde irá a parar la basura inorgánica en función de su pureza. Por eso en el nuevo contrato de recogida de basura se establecen servicios separados para los grandes productores, cuya basura es más uniforme, y para el contenedor verde, que dará un compost de peor calidad.

Una apuesta fuerte 
Por su parte, el alcalde, Xulio Ferreiro, señaló que la inversión dará lugar a un “novo Nostián”, y a “unha aposta forte” por mejorar la gestión de un modelo que “xa é o mais eficiente de Galicia e que está a vangarda no estado español”. Actualmente, los residuos generan el 15% del gasto municipal, pero se pretende reducir la cifra. “Temos a obriga de que a recollida sexa sostible medioambiental pero tamén económicamente”, opinó el regidor. 

Aunque en la mayoría de la comunidad autónoma rige el sistema Ecoembes, de contenedor amarillo, en A Coruña el Ayuntamiento y el Consorcio de As Mariñas plantearon hace 20 años otro modelo distinto, que resulta ser más eficaz. “Toca renovar ese compromiso”, declaró Ferreiro. 

A día de hoy, se recuperan 60 kilos por habitante y año de papel y cartón, mientras que Sogama solo recoge 21 kilos por habitante y año. En el resto de España, la media es de 30. 

Además, el biodigestor de metano de la planta produce una energía equivalente al consumo de 5.000 hogares (que se usa para alimentar a la propia fábrica), por lo que ahorra dos millones de euros. En cuanto a la recuperación de envases, A Coruña recibe a través del canon ocho millones de euros. García enumeró las ventajas de Nostián: proximidad geográfica, salvaguarda la autonomía municipal y es más económico. La media en España del coste de tratamiento de residuos ronda los 76 euros per cápita, mientras que es de 78 euros en A Coruña y entre 99 y 119 euros en Galicia.

La próxima concesionaria de Nostián deberá invertir 42 millones de euros en mejoras