El festival Touliña Pop llena Sada de rock, garage y punk con una decena de conciertos

Por la tarde hubo conciertos para toda la familia | javier alborés
|

Sada vivió ayer un ambiente rockero gracias al festival Touliña Pop, que en su tercera edición congregó a cientos de personas durante toda la jornada y que contó con bandas como los californianos The Lords of Altamont, los londinenses The Fuzillis y los gallegos Terbutalina.


Con carácter gratuito, el festival se “expandió” por diversos enclaves sadenses, cuatro escenarios en el casco urbano en los que se suceden distintos estilos, desde rock & roll a garage, pasando por punk, powerpop y soul, explicaron hace unos días el organizados Koke Carpente y los ediles de Turismo y Bienestar que, con la Alcaldía de Sada, colaboran en el Touliña.


La fiesta calentó motores con una sesión vermú en El Canalla a cargo de Los Pontiaks, mientras que por la tarde hubo un concierto para toda la familia con los madrileños Furies y la actuación de Thee Blind Crows, de A Coruña. Sada fue un hervidero durante la tarde, ya que al festival se sumó la celebración del habitual feirón de los sábados.

Cabezas de cartel
La carpa principal, en la plaza Irmáns Suárez Picallo, acogió por la noche los conciertos de Thee Braindrops, Terbutalina, The Fuzillis y The Lords of Altamont, para finalizar con una sesión DJ en Grecos.


El Touliña Pop nació en 2017 de la colaboración entre el Ayuntamiento de Sada y el Kolectivo Touliña y ha evolucionado para situar el municipio en el mapa de la música independiente y consolidarse en el panorama “festivalero” del noroeste peninsular.

El festival Touliña Pop llena Sada de rock, garage y punk con una decena de conciertos