Segundo puesto para Perillo femenino en Santa Cristina

|

Intenso domingo de traineras en aguas de la provincia de A Coruña. En la playa de Santa Cristina, se celebraban las pruebas correspondientes a la Liga Gallega Femenina y a la B masculina, mientras que en Rianxo tenía lugar una nueva prueba categoría A.
La Bandera Concello de Oleiros juntaba de nuevo a las cinco tripulaciones femeninas de la competición autonómica. No hubo sorpresas en cuanto a la victoria, pues se impuso una vez más el equipo del Náutico de Riveira, con un tiempo de diez minutos, 34 segundos y 33 centésimas. Perillo demostró que competía en casa, y se hizo con la segunda posición, la primera de toda la temporada (anteriormente solo había hecho terceros), acabando a 24 segundos de las ganadoras.
La tripulación oleirense, en su segundo verano compitiendo, ha demostrado que sigue mejorando y este segundo puesto ha sabido a victoria, y más delante de sus aficionados.
Con todo, en esta ocasión el equipo unificado de A Pobra y Cabo da Cruz tuvo que conformarse con la tercera plaza. Mugardos finalizó cuarta y Vilaxoán quinta.
En la clasificación general, el Náutico de Riveira sigue con pleno y ya tiene 20 puntos, mientras que Perillo, ahora con 13, se ha acercado a A Pobra-Cabo, con 15.

Turno para los chicos
A continuación, se celebró en aguas de Santa Cristina la prueba correspondiente a la Liga Gallega B, la Bandera Salgado Congelados. En ella, las tres tripulaciones de la última tanda y que dominan la clasificación general coparon el podio. Lo que sí resultó una cierta sorpresa fue el orden en que acabaron.
Así, la trainera de Muros consiguió el mejor tiempo (20:39.79). Casi diez segundos más tarde entró el equipo de A Cabana de Ferrol (20:49.35), finalizando en la tercera posición Cabo da Cruz (20:53.11). Los boirenses estuvieron a punto de ceder el podio a alguno de los ganadores en las tandas anteriores, que estuvieron muy cerca.
La primera manga del día la ganó el Club de Regatas de Perillo, que con 20:57.55 finalizó en la quinta posición.
Y la segunda Vila de Cangas, que con 20:55.01, a menos de dos segundos de Cabo, fue cuarto en esta Bandera Salgado Congelados.
En la clasificación general, Cabo da Cruz mantiene el liderato, con 51 puntos. Eso sí, gracias a su triunfo de ayer, Muros se ha acercado peligrosamente, con 49. Más atrás está A Cabana de Ferrol, cómodamente instalado en la tercera plaza (40).
La lucha por la cuarta plaza está muy interesante, con Mugardos (29), Vila de Cangas (28), Perillo (27) y Cedeira (26) en un pañuelo.

Samertolameu no falla
Finalmente, la Bandera Concello de Rianxo fue una parada más en la Liga Gallega A. Samertolameu ya ha recuperado la remesa de puntos que se le escaparon tras su descalificación el domingo 8 de este mes en Coruxo, regresando ayer a la primera plaza en la general.
Triunfo, pues, de los remeros moañeses en aguas de la ría de Arousa, aunque después de una cerrada lucha con Ares y Mecos.
Los ganadores pararon el crono en 19:52.96, con cinco segundos de ventaja sobre los aresanos y nueve sobre los grovenses.
Destacar también el buen papel del Mariñeiro de Mera. La tripulación oleirense, en su primera temporada en la máxima categoría autonómica, ganó la segunda tanda (20:20.03) y fue incluso mejor que uno de los equipos de la tercera y última, Bueu (20:20.75), que se tuvo que conformar con la quinta posición. Por solo 72 centésimas, Mera accedió a la cuarta plaza.
En la clasificación general la igualdad es tremenda. Eso sí, Samertolameu tiene todas las cartas para alejarse de sus rivales en las próximas regatas. De momento, los de Meira regresan al liderato, con 84 puntos, los mismos que Ares, mientras que Mecos tiene 83. Bueu mantiene la cuarta posición con 71 puntos, y el Mariñeiro de Mera es quinto con un total de 68.
Y esta semana, doble sesión de Ligas Gallegas en las tres categorías. Así, las tripulaciones de la A remarán el sábado en Castropol y el domingo en Bueu. Las de la B, los dos días en Boiro. Y las mujeres, en aguas boirenses el sábado y el domingo en Riveira. l

Segundo puesto para Perillo femenino en Santa Cristina