Los vecinos de Novo Mesoiro denuncian un foco de ratas por la falta de desbroce del barrio

La maleza crece entre los edificios de Novo Mesoiro pedro puig
|

Los vecinos de Novo Mesoiro están acostumbrados a vivir al margen de la ciudad, alejados de su entramado urbano, pero eso no les libra de algunos de los problemas que han surgido en otras partes de la ciudad, como la proliferación de ratas. Así que la nueva directiva de la asociación de vecinos, que fue escogida la semana pasada, tiene la intención de plantear algunas demandas al Ayuntamiento, y una de ellas es acabar con la maleza que sirve de refugio a los roedores, como explicó la nueva presidenta, Mónica Calvo.
“Los vecinos las ven a menudo, sobre todo la gente que se asoma a la ventana o que va a correr por ahí cerca”, explica Calvo. Sobre todo, la Maleza se ha apropiado del espacio comprendido entre dos rotondas que se encuentran en la segunda fase el corredor entre Ribeira Sacra y Fragas de Eume. La nueva presidenta recordó el trabajo de la anterior directiva, que medió con los vecinos para que cedieran ese terreno al Ayuntamiento para que pudiera urbanizarlo. Ahora s de su propiedad y debe ocuparse de su mantenimiento.
La primera fase del corredor se resolvió sin problema, pero todavía queda por acometer la segunda y, mientras tanto, las ratas campan a sus anchas. Sin embargo, Calvo reconoce que al demora no es responsabilidad del Ayuntamiento: “Teníamos una reunión con el técnico de Urbanismo, pero las elecciones nos obligaron a demorarlo”.
Ahora, la reunión está fijada para la semana que viene, y esperan que el problema se solucione cuanto antes, convirtiendo un descampado lleno de maleza en una vía útil para los vecinos.

demandas
Pero la finalización del corredor no es la única demanda que tienen los vecinos de Novo Mesoiro. En total, tienen 28, algunas de las cuales esperan que sean satisfechas por la Xunta. “En el barrio seguimos sin el colegio prometido, porque solo tenemos infantil y primaria. Lo que queremos realmente es un centro integrado, como el que existen en los pueblos, y no creemos que sea una demanda irrazonable”, apuntó Calvo.
También consideran que se mejore el centro de salud, porque “sigue sin tener un servicio acorde con las necesidades del barrio”. Al mismo tiempo, las zonas infantiles continúan careciendo de las mínimas medidas de seguridad y el parque necesita una mejor iluminación, sobre todo con la llega del invierno.

Los vecinos de Novo Mesoiro denuncian un foco de ratas por la falta de desbroce del barrio