Lunes 18.03.2019

Coruña es imparable

La ciudad tiene ganas de sentir otra vez alegría e ilusión. Es evidente.

La ciudad tiene ganas de sentir otra vez alegría e ilusión. Es evidente. Quedó de manifiesto este viernes, durante la proclamación de Bea Mato como candidata del Partido Popular a convertirse en la próxima alcaldesa de A Coruña. Flota en el ambiente la sensación de que ha llegado el momento de cambiar de aires, de poner el motor a toda máquina para conseguir el objetivo de ese cambio. 
Remamos todos en la misma dirección y al compás. El PP es un partido unido, con sus engranajes en perfecto estado de funcionamiento y dispuesto a trabajar desde el mismo momento en el que los coruñeses refrenden el encargo que nos formulan cada día en cada rincón. Cierto es que la Marea nos lo ha puesto fácil. Con su incapacidad en la gestión nos carga cada día de argumentos para remangarnos y acudir al auxilio de una ciudad que ha perdido la sonrisa.
Nosotros mismos necesitábamos, en cierto modo, un bálsamo que nos aliviase de estos cuarenta meses de travesía por el desierto. Desde el grupo municipal, y a través del trabajo infatigable de nuestros afiliados, de nuestros militantes, de nuestros comités de barrio, y de miles de simpatizantes, recogemos todos los días las quejas de nuestros vecinos. Los coruñeses han padecido la desidia de este gobierno en estos más de  tres años y medio de gobierno de Ferreiro. Y hay muchas ganas de sacudirse esta sensación de parálisis.
Hemos tenido que aguantar de todo: insultos, burlas, ninguneos, desprecios… Nos han negado el pan y la sal. Jamás han querido sentarse a hablar. Ni lo han intentado. Xulio Ferreiro se encontró la primera noche con un cheque en blanco, el del Partido Socialista, y le ha bastado para manejarse en un escenario de mínimos. Es cierto que hemos percibido la soledad de ser la única oposición seria y eficaz. El único mecanismo de control. Pero no menos cierto es que dormimos tranquilos. En paz con nuestra conciencia. Porque hemos trabajado por y para los coruñeses. 
En la calle hemos escuchado los lamentos de una ciudad que se siente sucia, abandonada, engañada y utilizada. Una ciudad hoy escandalizada, que rechaza la senda del amiguismo. Una ciudad a la que su alcalde le toma el pelo. Una ciudad que quiere estar al día en sus obligaciones y no escabullirse de sus responsabilidades.
Ha llegado el momento de polarizar ese hartazgo y de responder a quienes llevan tiempo pidiéndonos que actuemos. El Partido Popular tiene un proyecto para A Coruña. Tiene como meta recuperar el pulso de una ciudad aletargada. Ahora los rebeldes somos nosotros. Nos rebelamos contra el destino que el sectarismo y la soberbia nos quieren imponer. El Partido Popular tiene, además, a la persona capaz de recoger esos impulsos y llevarnos a lo que queremos ser. Con Bea Mato, Coruña es imparable. Hay sitio para quien quiera subirse y acompañarnos.

Coruña es imparable
Comentarios