domingo 25/10/20

PRISIÓN PERMANENTE REVISABLE

Nuestro Derecho Penal, vapuleado hasta la extenuación por los sucesivos gobiernos que quieren dejar su impronta ideológica.

Nuestro Derecho Penal, vapuleado hasta la extenuación por los sucesivos gobiernos que quieren dejar su impronta ideológica aunque sea a base de aberraciones jurídicas, ha sufrido un nuevo golpe. 
El Gobierno de Rajoy ha introducido en el Código Penal la cadena perpetua bajo el eufemismo de la prisión permanente revisable. 
Es cierto que solo está prevista para determinados delitos especialmente graves de terrorismo, delincuentes en serie, o con víctimas especialmente vulnerables, pero eso va de suyo. 
Lo grave es la tendencia a ser los más duros de la clase, porque en toda Europa no existe parangón, pues aunque se encuentren penas de similar denominación en otros países, la media de duración total es de 20 años, mientras que en España la pena máxima ya estaba en 40 y ahora no tiene límite legal para esos delitos antes referidos, a pesar de que España es un país tranquilo por debajo de la media delincuencial europea, y lo peor, se renuncia al fin de reinserción y resocialización de la pena que la Constitución establece para la misma.

Comentarios