Lunes 25.03.2019

Grandío rechaza también la movilidad burocrática

DANIEL Díaz Grandío, concejal de Movilidad Sostenible –parece una broma que los mareantes tengan el valor de mantener un departamento con semejante denominación–, cuenta entre sus atribuciones con el transporte público. Hace más de dos años comunicó la sentencia de muerte para las actuales líneas del autobús urbano, alegando que se encontraban “enfermas”. Vamos, que estaba dispuesto a aplicarles la eutanasia, pero debió de apiadarse y no ha dado un solo paso para empujarlas hacia la tumba. Hay quien asegura que no hizo nada no por piedad, sino por vagancia y hasta puede que sea verdad, porque el comité de la Compañía de Tranvías pidió hace mes y medio un espacio en la plaza de Pontevedra para un acto de su campaña de concienciación, pero el Ayuntamiento no movió ni un papel para conceder el permiso. ¡Qué cansancio!

Grandío rechaza también la movilidad burocrática
Comentarios