martes 07.07.2020

Un futuro de lo más sombrío

 

Negro, negrísimo lo tiene Manuel Fernández de Sousa-Faro, en otro tiempo el poderoso empresario propietario de Pescanova y ahora aspirante a ocupar una celda en una de esas abarrotadas cárceles españolas por un período de tiempo nada despreciable. Fernández de Sousa se enfrenta a una petición por parte del fiscal de 28 años de prisión por los supuestos delitos de maquillar los estados financieros de su compañía entre 2009 y 2012 para ocultar pérdidas millonarias. Junto a él, en el banquillo, estarán otras 18 personas de la empresa, para quienes también se solicita pena de cárcel. FOTO: Manuel Fernández de Sousa | Aec

Comentarios