martes 4/8/20

El martes y 13 más nefasto de la vida de Xulio Ferreiro

CUANDO Negreira ganó las elecciones y Xulio Ferreiro, el Varoufakis de A Gaiteira, fue nombrado alcalde, se corrió por A Coruña la especie de que el nuevo regidor era gafe. Y algo de cierto debía de haber, porque allá por donde iba ocurría algún suceso imprevisto y bastante desagradable. Dos años después y un martes y 13... tenía que ocurrir lo que que ocurrió, como diría una periodista que tuvo bastante mando en plaza, un cataciclismo –lo peor no es que lo dijese, sino que en su ignorancia pensaba que era así–. Mientras Irene Montero andaba de homilía, a él lo cazaron jugando al Candy Crash. Y para los restos quedó su foto de ciberludópata. Mientras, en A Coruña, Rosa Gallego, la María Pita de Hierro, denunciaba que Ferreiro había viajado a Viana do Castelo en el Audi oficial del Concello, acompañado, por supuesto, por Iago Martínez, el Rasputín de Teis, y una asesora... Cataciclismo, hecatombe, el Danubio universal.... lo que usted quiera, pero el caso es que otra promesa más del Príncipe de las Mareas que se iba por el sumidero. Qué capacidad para faltar a la palabra dada. FOTO: ferreiro, poco animado y martínez, exultante | aec

Comentarios