lunes 26/10/20

La gran mentira

ES posible que la máxima manifestación de la democracia sea el respeto al Estado de Derecho. Por ello, sorprende la insistencia de los independentistas (y en este caso sus aliados gallegos), que aseguran una y otra vez que el derecho a celebrar un referéndum “vai de democracia”. Nada más lejos de la verdad. En realidad, lo que pretenden hacer los catalanes, para envidia de algún grupúsculo galaico, es saltarse la ley y romper la base de la democracia española, que no es otra cosa que la propia constitución. Tienen un camino para lograr su objetivo y está definido en la propia Carta Magna, basta con modificarla para legalizar las consultas. Pero para ello necesitan el consenso de un amplísimo espectro político que no están dispuestos a buscar ya que son más amigos de los atajos. Aun sabiendo que no representan ni tan siquiera a más de la mitad de los catalanes (tienen mayoría en escaños, no en votos), pretenden imponer sus ideologías no solo en Cataluña, sino a todos y cada uno de los españoles. Pero eso, les da igual.

Comentarios