domingo 25/10/20

De coches y economía

Dicen que el mercado del automóvil es el mejor termómetro para saber en qué momento se encuentra la economía de un país. Eso al menos consideran los expertos, que estiman que las financias patrias van bien si los ciudadanos se animan a cambiar de vehículo. Si esto es así, hay que echarse a temblar, porque las ventas de coches se han despeñado hasta cifras alarmantes. Tanto es así que los fabricantes ya hablan de crisis en la automoción. Sin embargo, no toda la culpa de este descenso la tiene la situación económica española. Es más, hay quien apunta sin tapujos a que los responsables de este impasse son los políticos. Los anuncios de la prohibición de los motores diesel, sumada al precio que todavía tiene la gasolina y la falta de desarrollo de los vehículos eléctricos (algo que todavía los hace inútiles para largos desplazamientos) hace que sean muchas las familias que prefieran tirar con lo que tienen en el garaje y esperar a ver si, con un poco de suerte, se clarifica el panorama.

Comentarios