jueves 22/10/20

Y así se deja a la gente con más dudas que certezas

el Gobierno se está especializando en anunciar una cosa y la contraria ya no en la misma intervención, sino en la misma frase. Tanto que muchos apagan la televisión después de la rueda de prensa de turno sin saber cuál ha sido el mensaje que intentaban transmitir. Mañana vuelven a sus puestos los trabajadores no esenciales. Pero no todos. O sí. Y se abren las tiendas. O no. Y se mantiene el confinamiento, aunque millones van a volver a la calle. Y para esos que van a pisar aceras y van a subirse a trenes, metros y autobuses, mascarillas. Antes no, pero ahora sí. Diez millones dice el ministro del Interior que se van a repartir en las estaciones de estos transportes públicos. Y no van a ser ni quirúrgicas ni de filtro; serán de otro tipo. Higiénicas, las ha llamado el ministro de Sanidad. Como el papel del baño y las toallitas. Pues no hay más que decir. Que igual sí que hay actividad o igual no, pero que sigue la cuarentena, aunque no para todos y que ahora todos tenemos que usar mascarilla, pero no como las que conocemos. Está todo claro, ¿no? FOTO: salvador illa y fernando grande-marlaska | efe

Comentarios