Imprimir

Tráfico detecta menos atascos en Alfonso Molina tras su reordenación

Redacción | 10 de diciembre de 2012

El acceso a la carretera de Pocomaco es una de las mejoras implantadas el mes pasado QUINTANA
El acceso a la carretera de Pocomaco es una de las mejoras implantadas el mes pasado QUINTANA
Transcurrido un mes y medio desde que se comenzaron a implantar los cambios en la circulación de la avenida de Alfonso Molina, ya se percibe una mejoría. Así lo asegura el jefe de la Agrupación de la Guardia Civil de Tráfico en Galicia, José Hermida, que informó esta semana alcalde, Carlos Negreira, de que las patrullas de Tráfico habían detectado una mayor fluidez en la circulación de Laavedra. Entre las medidas tomadas, se incluyen varios cambios de señalización y una mejor coordinación entre la Policía Local y la Guardia Civil.

La Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil ha detectado en las últimas semanas una mejora en la circulación de la avenida de Alfonso Molina, tras los cambios efectuados por el Ayuntamiento durante el último mes y medio para tratar de eliminar los embotellamientos en hora punta. El jefe de la Agrupación de la Guardia Civil de Tráfico en Galicia, el teniente coronel José Hermida, comunicó esta semana al alcalde, Carlos Negreira, que los agentes del Instituto Armado habían notado mayor fluidez en la principal vía de entrada y salida de la ciudad. “Parece que lo de Laavedra está funcionando”, concluyó Hermida.

Los cambios afectan a los desvíos a la N-550 y a Pocomaco tanto en dirección salida como entrada

El jefe de Tráfico confirmaba de esta manera las impresiones de la Policía Local, que en las últimas semanas habían notado como Alfonso Molina parecía menos congestionado. “Los cambios han sido positivos y los coches circulan mejor. Excepto cuando hay mucho tráfico, que se colapsa igual”. Negreira achacó las buenas noticia a las mejoras introducidas por la junta local de Seguridad, como la eliminación de la línea continua que impedía tomar la N-550 que lleva a Vilaboa pasado el viaducto de la autopista y que provocaba diarios atascos a la altura del edificio de Sindicatos. También hizo mención al avance que supuso dar preferencia al tráfico que fluía en dirección entrada cuando tomaba el desvío hacia la carretera de Pocomaco. Al no tener que detenerse cuando se llega a la rotonda que se encuentra al final de desvío ya no se forman largas colas en el carril de la derecha.

 

grúa permanente

Además, también se había decido destacar permanentemente durante las horas una patrulla del 092 o una pareja de motoristas, acompañados siempre de una grúa, para actuar de inmediato en caso de que se produjera un accidente y retirar el vehículo para evitar el consiguiente atasco. Es posible que gracias a estas medidas Alfonso Molina deje de ser la misma vía en la que el año pasado se contabilizaron 48 siniestros, cada uno de los cuales implicó de una a dos horas de embotellamientos.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/coruna/trafico-detecta-menos-atascos-en-alfonso-molina-tras-su-reordenacion/20121210031606094333.html


© 2020 El Ideal gallego