Imprimir

Erdogan decreta convertir la basílica de Santa Sofia en mezquita

EFE | 11 de julio de 2020

Una mujer se toma una fotografía ante la basílica de Santa Sofía, que será convertida en mezquita | SEDAT SUNA (EFE)
Una mujer se toma una fotografía ante la basílica de Santa Sofía, que será convertida en mezquita | SEDAT SUNA (EFE)
El edificio, hasta ahora, era un museo y fue declarado Patrimonio de la Humanidad hace 35 años

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, firmó ayer un decreto para convertir en mezquita la antigua basílica bizantina de Santa Sofia en Estambul, función que ya cumplió durante el Imperio Otomano.

El edificio, patrimonio de la humanidad, fue secularizado y convertido en museo en 1934 por una decreto ministerial que fue anulado ayer por una decisión del máximo tribunal administrativo turco, el Danistay.

La sentencia abría la vía para que la antigua iglesia volviera a utilizarse como mezquita, algo que es efectivo desde la publicación del decreto presidencial, que transfiere la propiedad del edificio a la Diyanet, el organismo turco equivalente a un Ministerio de la Religión, del que dependen las mezquitas del país.

La decisión de Erdogan, publicada en el Boletín Oficial del Estado solo momentos después de conocerse la sentencia del Danistay, quita las competencias de gestión del edificio al Ministerio de Cultura y Turismo, al que le correspondía hasta ahora.

Aún no se conocen los efectos prácticos de la decisión, ya que sería difícil imaginar que los fieles vayan a rezar bajo una cúpula decorada con imágenes de Jesucristo y la Virgen, cuando el islam rechaza la presencia de imágenes humanas, y menos aún, divinas- en sus templos.

Respuesta de la Unesco

Por su parte, la Unesco se mostró preocupada por la decisión de las autoridades turcas de convertir la vieja basílica de Santa Sofía en una mezquita y recordó que su pertenencia al Patrimonio de la Humanidad responde a su condición de museo.

La Organización para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), responsable de las declaraciones de “Patrimonio de la Humanidad”, indicó que cualquier modificación debe ser sometida al escrutinio de sus expertos y no contravenir al valor universal excepcional de todo bien inscrito.

Santa Sofía forma parte de las “zonas históricas de Estambul” y, como tal, fue declarada Patrimonio de la Humanidad en 1985, cincuenta años después de que el Estado turco reconociera el templo como un museo.

“La Unesco comunicó sus preocupaciones a Turquía. Instamos a las autoridades a iniciar un diálogo antes de tomar toda decisión que pueda atentar contra el valor universal del lugar”, señaló la organización. l

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/sociedad/erdogan-decreta-convertir-basilica-santa-sofia-mezquita/20200710232427440794.html


© 2020 El Ideal gallego