martes 26.05.2020

La víctima del piso de Ávila recibió golpes en la cabeza con un hacha

El presunto autor del homicidio, que tenía antecedentes, ya ingresó en prisión provisional comunicada
Imagen del interior de la vivienda del piso donde vivía la víctima de Piedralaves que recibió numerosos golpes en la cabeza
Imagen del interior de la vivienda del piso donde vivía la víctima de Piedralaves que recibió numerosos golpes en la cabeza

La víctima del supuesto homicidio cometido en un piso en Piedralaves (Ávila) el pasado 26 de marzo habría fallecido como consecuencia de los numerosos golpes recibidos en la cabeza. “posiblemente con un hacha”, según informó ayer la Guardia Civil.

El supuesto autor de los hechos, que cuenta con numerosos antecedentes policiales por delitos contra el patrimonio, malos tratos y contra las personas, entre otros, ingresó en prisión provisional, comunicada y sin fianza, como presunto autor de un delito de homicidio.

El Instituto Armado señaló que el cuerpo de la víctima fue localizado “oculto” y “desnudo” en el interior de la bañera de la vivienda que ambos compartían, presentando “numerosos cortes tanto en el cuello como en la cabeza”.

Durante la inspección ocular, los agentes recogieron evidencias, entre las que destacan numerosos utensilios de corte, lejía y otros efectos relacionados con el hecho delictivo, que hicieron deducir que el supuesto autor pretendía deshacerse del cadáver.

Los hechos se produjeron el pasado 26 de marzo, cuando sobre las 21.00 horas un aviso alertó a la Guardia Civil de una “grave agresión” en un domicilio situado en la calle de La Villa, en esta localidad de 2.000 habitantes, situada en el sur de la provincia.

Por ello, la Guardia Civil activó dos patrullas de Seguridad Ciudadana que, tras realizar todas las gestiones y comprobaciones oportunas para el esclarecimiento de los hechos, “se vieron en la obligación de acceder al domicilio”, ya que de la conversación inicial se dedujeron contradicciones por parte del detenido.

Además, los agentes vieron que la ropa que vestía tenía manchas que parecían ser de sangre, lo que despertó aún más las sospechas de los agentes que, al acceder al interior, y más concretamente al cuarto de baño, localizaron en la bañera el cuerpo oculto y desnudo de un varón con numerosos cortes en cuello y cabeza.

Ante estos indicios, la Guardia Civil detuvo a un hombre que presentó en todo momento una actitud “muy poco colaborativa”.

La primeras investigaciones corrieron a cargo del Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Arenas de San Pedro (Ávila).  

El supuesto asesino fue puesto a disposición de la titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Arenas de San Pedro (Ávila), que dictó el ingreso en prisión provisional del detenido.

Comentarios