El satélite Gaia descubre su primera supernova a 500 millones de años luz

El satélite Gaia, en cuya misión participan científicos e ingenieros del Instituto de Ciencias del Cosmos de la Universidad de Barcelona (ICCUB) y del Instituto de Estudios Espaciales de Cataluña (IEEC), entre ellos los coruñeses Minia Manteiga, Bernardino Arcay, Carlos Dafonte, Diego Fustes, Ángel Gómez y Alejandra Rodríguez por la UDC y Ana Ulla por la Universidad de Vigo, junto con Diego Ordóñez, ha descubierto su primera supernova, situada a 500 millones de años luz de la Tierra.

El satélite Gaia descubre su primera supernova a 500 millones de años luz
Algunos de los científicos de la Universidad coruñesa participantes en el proyecto	archivo
Algunos de los científicos de la Universidad coruñesa participantes en el proyecto archivo

El satélite Gaia, en cuya misión participan científicos e ingenieros del Instituto de Ciencias del Cosmos de la Universidad de Barcelona (ICCUB) y del Instituto de Estudios Espaciales de Cataluña (IEEC), entre ellos los coruñeses Minia Manteiga, Bernardino Arcay, Carlos Dafonte, Diego Fustes, Ángel Gómez y Alejandra Rodríguez por la UDC y Ana Ulla por la Universidad de Vigo, junto con Diego Ordóñez, ha descubierto su primera supernova, situada a 500 millones de años luz de la Tierra.
Según informó ayer la Universidad de Barcelona, que diseñó una aplicación para teléfonos móviles para seguir el progreso de la misión espacial del satélite Gaia, lanzado el 19 de diciembre de 2013, el descubrimiento se ha efectuado a partir de las observaciones sobre un cuerpo celeste el pasado 30 de agosto.
Las observaciones espectrofotométricas del satélite han confirmado que se trata de la explosión de una supernova del tipo Ia a 500 millones de años luz.
La observación de un aumento repentino de la luminosidad de este cuerpo celeste respecto a la observación hecha un mes antes activó el sistema de alertas. “Pensamos que se trataba de una supernova pero nos hacía falta tener más pistas para confirmar este hallazgo”, explicó en un comunicado Lukasz Wyrzykowski, de la Universidad de Varsovia.
Para confirmar la naturaleza de la supernova, los astrónomos complementaron los datos de Gaia con otras observaciones de los telescopios Isaac Newton (INT), en Liverpool, y del Observatorio del Roque de los Muchachos, en La Palma.
“Esta es la primera supernova de lo que esperamos que sea una serie de grandes descubrimientos de la misión Gaia”, destacó Timo Prusti, investigador de este proyecto que ha situado a Europa al frente de la investigación en astrometría.
La misión Gaia quiere conocer la historia de la Vía Láctea, desde sus orígenes hasta ahora, midiendo las posiciones, distancias y movimientos de mil millones de estrellas y estudiando sus propiedades físicas, como la edad y la composición química.

estrellas y exoplanetas
Según Carme Jordi, profesora del Departamento de Astronomía y Meteorología de la UB, “con Gaia, seremos capaces de desvelar la historia de la Vía Láctea y presentará muchos aspectos interesantes sobre la vida de las estrellas y los exoplanetas”.
La aplicación para móviles (app), denominada Gaia Mission, creada por la UB permite seguir el progreso de Gaia, un satélite que durante 5 años recogerá datos de mil millones de estrellas para construir el mapa en 3D de la Vía Láctea más preciso que se haya hecho hasta ahora.
La aplicación Gaia Mission –disponible de forma gratuita en iTunes– permite conocer los avances del proyecto astrofísico a través de iPhone, iPad o iPod y pone al alcalde del públicoademás de imágenes, diagramas interactivos y vídeos del satélite con gran cantidad de información detallada.
El ingeniero de la UB Marcial Clotet, que impulsó la idea de la app, explicó que “hay diferentes niveles dentro de la aplicación para que los usuarios pueden avanzar a través de los niveles hasta encontrar la información con el grado de detalle que deseen según su interés”. n